Ir arriba

Track section

Cerro de las Cuatro Tablas por la cresta
Luis Hernández Taranilla
Fecha de realización
25 de agosto de 2019
Fecha de subida
26 de agosto de 2019
Duración
03:23
Tiempo Detenido
No definido
Visto
7424 veces
Nivel de Ruido

Imágenes

Cerro de las Cuatro Tablas por la cresta
  • Acceso: Aunque el pueblo más cercano es Robledo de Chavela, no hay que pasar por él llegando de Madrid. El punto de partida está 70 km al oeste de la capital, por Boadilla del Norte y Navas del Marqués. Pasado este pueblo 3 km, desviarse a la derecha por la M-512 en dirección a El Escorial. Otros 8 km y girar a la izquierda por la M-539, dirección Cebreros y, al cabo de un kilómetro (marca “Territorio Ranger” en GoogleMaps) tomar a la izquierda (SO) una pista de tierra. A los 500 m, hay una bifurcación con buen sitio para aparcar; ahí inicié la ruta. Puedes calcular un itinerario desde tu lugar de partida al punto de inicio de la excursión en el siguiente link a GoogleMaps.
  • Tiempo en movimiento: 2h50
  • Dificultad: Ninguna. Itinerario por caminos.
  • Descripción: En el cruce antes referido, tomar a la izquierda (NE) el Camino de Monte Agudillo, que nos lleva a rodear el monte ganando altura muy suavemente. Cuando va desembocar en la carretera M-512, ya en la vertiente oriental, tomar otro carril en peor estado a la derecha (SO), el cual remonta la ladera, hasta el Cerrón de la Rozuela. Seguir adelante hasta desembocar en una pista en el collado sur; tomarla a la derecha (SO) y seguirla hasta cruzar un cortafuegos. Subir por el mismo a la izquierda (SE) para ganar la cresta y, a continuación, girando a la derecha (S) cuando se bifurca, la cima del Cerro de las Cuatro Tablas.
    Seguir el cresteo al sur hasta la Cabeza de la Huerta y girar allí a la derecha (SO), para bajar, siempre por cortafuegos a La Cordera y al Camino de Monte Agudillo, que pasa más abajo. Siguiéndolo a la derecha (S), se llega la collada del Cerro Fuentes y al cruce de donde salimos.
  • Comentario: Paseo muy breve y tranquilo por una zona de pinares y lomas suaves, que no resulta espectacular en absoluto pero es muy bonita. Transcurriendo por carriles en su integridad, es una actividad de senderismo neto aunque sin señalizar. Pero sabiendo donde tiene uno la dercha y la izquierda y con un buen mapa, la cosa se soluciona.
    Atravesada por multitud de caminos y cortafuegos, el recorrido se podría prolongar lo que se quiera pero estábamos en agosto y no era cuestión de pasar de media mañana caminando por estas latitudes. Ni a la sombra de los pinos. Se puede iniciar la ruta también, y es más corta la aproximación en coche por Navas del rey, partiendo de la salida del Camino de Monte Agudillo en la carretera M-512; pero hay poco sitio para aparcar y dos coches lo llenan. Este cruce de donde salí es tiene también buen acceso y hay más sitio (y más cómodo) para dejar el vehículo.

Comentarios