Ir arriba

Peñas de Palacio (599 m)

remove-icon
Luis Astola Fernández
Fecha Alta
21/08/2017
Modificado
21/08/2017
1

La sierra de Ornedo presenta dos cotas principales prácticamente gemelas, rematadas ambas por sendos puntales calizos que emergen directamente del espeso bosque circundante. La más elevada, situada a poniente del amplio portillo del Gato, toma el nombre de la sierra a la que pertenece, Ornedo (602 m); a oriente del portillo, e inaccesible desde el mismo por la cerrada vegetación, se alza la cima denominada Peñas de Palacio (599 m), también nombrada en alguna fuente como Peñas de la Miel. El conjunto de la sierra es más conocido en la comarca como Las Peñas.

Las Peñas de Palacio forman un abrupto farallón rocoso, atalaya de cabras y oteadero de buitres, con importante caída vertical hacia la vertiente septentrional, aunque las copas de los árboles que consiguen trepar casi hasta la cresta atenúan sensiblemente la sensación de vacío. El ascenso desde la vertiente S resulta relativamente sencillo, aunque exige apoyar las manos en la roca y prestar atención para evitar contratiempos.

Desde Ordejón de Mena

El acceso más corto y sencillo se efectúa desde la aldea de Ordejón de Mena (445 m), ubicada en la solana de la sierra, a la que asciende un corto ramal asfaltado desde la localidad de Barrasa, sobre la CL-629.

Una pista de hormigón abandona el núcleo hacia el W, deja atrás la entrada del cementerio y asciende en dirección N mientras rodea por poniente un pequeño cerro arbolado. A la salida del bosque, una portela de alambre de espino da paso a una amplia zona de prados, donde la pista se bifurca; por el ramal de la izquierda es posible enlazar con el camino de Taranco o alcanzar el portillo del Gato, para trepar a la cima de Ornedo (602 m) o descender a las aldeas de la vertiente opuesta (Burceña, Palacio, Hornes…).

El ramal de la derecha asciende directamente por la pradera, se ensancha al cruzar un espacio arbolado y vuelve a remontar por el pastizal hasta alcanzar un gran depósito de hormigón en su zona superior, ya en la base de la peña. Aunque existe un caballete a la derecha para salvar la alambrada, es preferible colarse por la izquierda del tanque cilíndrico para evitar un tramo de vegetación cerrada. Hay que atravesar una estrecha franja de encinas con escaso sotobosque y alcanzar la base de la alargada peña, formada por una cresta abrupta y cortada por alguna entalladura, en la que resulta difícil precisar su cota más elevada; la cartografía parece situar la cima (599 m) hacia el centro del penacho rocoso, aunque las mejores panorámicas se obtienen desde las peñas ubicadas más al oeste.

Desde Palacio de Hornes

El acceso desde Palacio de Hornes (378 m), en la vertiente norte, pasa por ascender por una trocha muy empinada hasta el portillo del Gato, descender a la zona de prados de la ladera sur y enlazar con la ruta descrita desde Ordejón. Otra opción más interesante y completa consiste en coronar en primer lugar Ornedo (602 m) como se indica en la reseña de esta cima y descender al portillo del Gato, para continuar luego hasta Peñas de Palacio por la ruta del depósito de agua de Ordejón.

Accesos: Ordejón de Mena (45 min); Palacio, por el portillo del Gato (55 min); Palacio, por Ornedo (1h 35min)

Catálogos

Imágenes

Comentarios