Ir arriba

Aspunta (365 m)

remove-icon
Matilde Sanz Rebato
Fecha Alta
10/12/2017
Modificado
12/09/2018
11

El vía crucis que tiene su inicio en la iglesia de Andra Mari de Lemoa tiene su calvario con sus tres cruces. Poca gente de los que suben al centenario Lemoatxa completa su visita con la ascensión a esta total desconocida. No se dan cuenta, porque llevan la cabeza a otra cosa, que todo vía crucis termina en un calvario, con sus tres cruces, y que en Lemoatxa solo hay una enorme cruz que no guarda ninguna relación con el vía crucis que comienza en la Andra Mari Eleiza. Pues existen esas tres cruces y están, escondidas entre las encinas, en la cima de Aspunta.

Una siempre cuidada área recreativa (Lemoatx atseden eta jolas gunea), con preciosos ejemplares de hayas, le relacionan con la cima centenaria.

En el verano de 2013, tal y como reza un panel que hay en su ladera S, se llevaron a cabo campos de trabajo (auzolanak) encaminados a limpiar y documentar arqueológicamente los restos de las trincheras que allí se conservan.  "El ayuntamiento de Lemoa y “Lemoatx 1937-Lemoako Memoria Historikoaren Batzorde Herrikoia”, pusieron en marcha diversas actuaciones para dar a conocer los restos de aquella batalla y para la recuperación de la memoria histórica de todos aquellos que lucharon por las libertades del pueblo vasco y la República. Según también podemos leer en dicho panel “en el monte Lemoatx, conocido así mismo como “Peña Lemona”, se emplazó en 1937 el principal núcleo de resistencia, antes del cinturón de hierro de Bilbao, para impedir el avance de ls sublevados franquistas. Entre los días 29 de mayo y 15 de junio de 1937, el ejército vasco y las milicias republicanas lucharon con tenacidad frente a los ataques de las fuerzas franquistas, consiguiendo mantener la posición de Lemoatx durante varios días, pese a que los sublevados disponían de mejor armamento. Las personas fallecidas en el combate se contaron por decenas y constituyó uno de los hitos históricos en el desarrollo de la Guerra Civil en el País Vasco.".

Desde la Andra Mari eliza (Lemoa).

Cogeremos la pista que sube al cementerio. Está hormigonada hasta el área recreativa y jalonada por las cruces del vía crucis citado anteriormente. Justo antes de llegar al único caserío que nos encontraremos en la subida nace una pista herbosa que conduce a la ermita de San Antolín. Si elegimos este camino, de la parte trasera de la ermita nacen dos senderos; uno conduce a la misma cima de Lemoatx y el otro, más a la izquierda, nos lleva al área recreativa. Una vez allí, subiremos por la ladera de la izquierda  (N) para entrar por un escondido paso a la cima donde reposan las tres cruces.

Accesos: Andra Mari eliza, 40 minutos.

Catálogos

Imágenes

Comentarios