Ir arriba

Atalaya (1.141 m)

remove-icon
Angel Gil Garcia
Fecha Alta
26/03/2018
Modificado
27/03/2018
1

La Atalaya (1141 m) es la cúspide de una serrezuela alomada que forma parte de un amplio altiplano, divisorio de las cuencas del río Duero y del Jalón. En sus estribaciones noroccidentales se asienta Gómara, población que da nombre a una extensa comarca soriana "Campos de Gómara". Su límite SE lo marca la depresión de los Lomazos (1017 m), que es la cota de referencia para determinar la prominencia del Moncayo (2314 m), techo del sistema Ibérico. Al SW, en el paraje de Canto Blanco, se halla el punto que marca la de este monte, de casi 100 m, con respecto al Puntal (1174 m), máxima altura del altiplano.

La cima, muy apreciable en el espacio, esta coronada por un hito topográfico, que representa un vértice geodésico de 3º orden. La cobertura vegetal consiste en matorral de tomillo y aliagas en su flanco occidental y monte de quejigos y carrascas en la parte oriental. Los tipos de roca que vemos son areniscas, calizas y conglomerados.

Dos poblaciones idóneas para acometer el acceso al monte son Gómara y Ledesma de Soria.

En la primera destacan entre sus elementos culturales la iglesia de San Juan Bautista, en la que sobresalen su ábside románico, su esbelta torre prismática y su artística portada, la ermita de la virgen de la Fuente, que goza de gran devoción popular, de la que cuentan, que tras ser el templo destruido por un incendio, quedó intacta la imagen de la titular y el solar, con escasos restos, de un castillo medieval. Desde el punto de vista inmaterial, el lugar quedo inmortalizado en la leyenda bezqueriana de la Promesa; en la que la mano de la difunta Margarita no se dejo enterrar hasta que Pedro, el conde de Gómara, cumplió con el compromiso de hacerla su esposa, efectuado años atrás y echado en el olvido.

Ledesma, un pequeño pueblo perteneciente antaño al sexmo de Arciel e integrado hogaño en el municipio de Gomara, cuenta como edificio mas notorio con su iglesia de San Lorenzo, donde destaca su pórtico de artísticos arcos de estilo clasicista con los capiteles, lamentablemente, muy deteriorados y su ábside románica donde resulta chocante que el único, o uno de los únicos, canecillos decorados represente de forma muy lograda un aparato reproductor masculino. Otros lugares de interés, solo para nostálgicos, son la fuente Vieja y las ruinas de la ermita de la Magdalena.

Desde Ledesma

Inicio al NE de la población (1028 m), cruzamos la carretera SO-340 y tomamos un camino hacia el NNE. A la altura de un palomar en ruinas cambiamos de dirección (ENE), yendo por este itinerario hasta la base del relieve. Ascendemos por una nariz del monte (NE) directos al pilar geodésico que señala la cima (1141 m).

Acceso: Ledesma (30 min)

Catálogos

Imágenes

Tracks

Comentarios