Ir arriba

Mesa Alta (649 m)

remove-icon
Javier Urrutia
Fecha Alta
03/12/2018
Modificado
03/12/2018
1

Al SW de San Asensio ( 523 m ) se levanta una extensa estructura tabular de las muchas que caracterizan el valle del Ebro, honrando, la denominación, su carácter regular y amesetado. Un viñedo se estable en la cima, uno más de los que iremos encontrando a lo largo de la excursión que se inicia en lo alto del barrio de las bodegas.

San Asensio siempre ha sido y es conocido por su vino clarete. No en vano, desde hace ya algunos años, se viene celebrando una batalla del vino utilizando como “munición” este tipo de vino rosado, armando pistolas de agua, globos, cubos y jarras. La verdadera tradición vitivinícola se remonta, sin embargo, siglos atrás, y de ello dan testimonio los viejos calados, algunos de ellos recuperados y acondicionados para la visita turística con objeto de no dejar caer ese patrimonio que forma parte importante de la añeja cultura del vino. En la parte alta del pueblo, pueden descubrirse muchas modestas bodegas familiares del periodo, llamémosle “preindustrial”. Atendiendo al “Atlas de los vinos de Rioja”  de Jaime Baró, en 1982, San Asensio destacaba por tener 200 bodegas de cosechero, la mayor concentración de las mismas en La Rioja Alta, el doble que en Fuenmayor o cuatro veces más que San Vicente de la Sonsierra, Cenicero o Briones. En estas instalaciones se realizaba la fermentación del vino proveniente de uva de sus propias explotaciones. El caldo elaborado, conocido vulgarmente como vino de año o cosechero se producía por el método de maceración carbónica. En estas bodegas, por tanto, no se sometía el vino a procesos de envejecimiento (crianza). Las producciones de estos cosecheros eran pequeñas, en general, por debajo de los 500 hl (50.000 l), y por tanto cosechar unos 70.000 Kg de uva, lo que equivale a una superficie cultivada de unas 10-12 ha. En la actualidad San Asensio cuenta con 14 bodegas y una superficie dedicada al cultivo de la vid de 2000 Ha, la mayor extensión en La Rioja Alta. La producción principal correspondiente a variedades tintas, principalmente el conocido tempranillo.

Desde San Asensio (T1)

Iniciar la marcha en la parte alta del barrio de las Bodegas (529 m), tomando un camino agrícola que parte en dirección NW. Luego discurre en dirección W dando vista a la autopista A-68, al otro lado del cual se levanta el monasterio de la Estrella. El camino cruza, marginalmente, un viñedo y enlaza con un amplio pasillo que discurre entre los cultivos enfilando hacia la cota (624 m) que cubierta por algunos pinos se levanta al NE de Mesa Alta (649 m). Al llegar a la base de esta elevación, más baja pero más característica que nuestro destino, tomamos un camino que recorre el término de las Canteras y, cruzando bajo el tendido de alta tensión,  conduce a lo alto de la gran planicie cimera. En ella se encuentra un viñedo, pero en el borde N nos podemos alzar sobre el pequeño talud para obtener una destacada panorámica hacia la sierra de Toloño que se estila al fondo.

Se puede volver del mismo modo o buscando (S) la red de caminos que comunican los viñedos que nos permiten conectar hacia la izquierda con los caminos que conducen al mismo punto de partida en el barrio de las bodegas.

Accesos: San Asensio ( 45 min ).

Catálogos

Imágenes

Tracks

Comentarios