Ir arriba

Cuervo, Peña del (1.208 m)

remove-icon
Javier Urrutia
arrow-iconFecha Alta
28/07/2009
arrow-iconModificado
28/07/2009
Al aproximarnos hacia la cumbre de Eskamelo ( 1.292 m ) desde el Puerto de Herrera ( 1.100 m ), al salir del bosque se observa un interesante conjunto de peñas que producen una fuerte sensación visual justo antes de la cresta de Dehesarroque ( 1.269 m ). La Peña del Cuervo ( 1.208 m ) es, en efecto, la típica estampa de Eskamelo, aunque esta aguja forja su propio carácter entorno a la carretera del Puerto de Herrera.

Con objeto de dar una visión del conjunto rocoso, comenzamos la descripción encima del puerto de Pipaón o El Bujo (1.099 m). Junto a los últimos puestos de caza se eleva una primera altura de aspecto trapezoidal ( 1.167 m ) cuya cima es una desquebrajada mesa caliza basculada. Tras esta primera referencia, se eleva el accidente más notable, la Peña del Cuervo ( 1.208 m ). Es una cima área y apuntada, la mejor diferenciada de la cresta hacia Dehesarroque ( 1.269 m ). Tras esta cota, viene una afilada aguja, que llamamos aquí Primera Aguja de Peña del Cuervo ( 1.223 m ), que queda algo a la derecha del eje que forma la cota anterior. También es aguda y aérea. Finalmente, tenemos una tercera cota, separa de la anterior por una brecha, y que, aunque es la más elevada ( 1.231 m ), es la más irrelevante del conjunto, pero también es la que cuenta con un acceso más sencillo. El sendero habitual de Eskamelo discurre por la base de estas agujas, sobre la vertiente N.

En verdad, coronar todos estos picos es sencillo, imponiendo algunos pasos de escalada aislados de poca dificultad (II) aunque sobre parajes aéreos. Pese a todo, el hacer uso de cuerda es recomendable si se desea descender por las vistosas paredes que ofrecen las agujas. Los anclajes de rápel estan instalados. El itinerario más adecuado es el que permite recorrer todo el conjunto pasando por sus cimas, pero además haremos algunas indicaciones para los posibles descensos en rápel.

Cresta de Peña del Cuervo (PD-)

Desde el puerto de Herrera ( 1.100 m ), tras iniciar el descenso hacia La Rioja Alavesa, parte a la izquierda un camino ( 1.075 m ) que se desliza por un sombrío hayedo. Gana altura ( 1.118 m ) y desciende al puerto de Pipaón ( 1.090 m ), cuyo entorno se encuentra degradado por puestos de caza y refugios. Aquí, un sendero cruza entre vegetación y puestos de caza hacia la pared rocosa. El sendero pasa al lado izquierdo de la cresta para dirigirse hacia Eskamelo ( 1.292 m ).

En nuestro caso, no usamos el sendero, sino que atacamos la primera cima elevándonos hasta que un pequeño circo rocoso nos corta el paso. Por el lado de la derecha, un sistema de gradas escalonadas (II) facilita alcanzar la parte superior de esta primera elevación de la cresta ( 1.167 m ). Apenas debemos perder altura para alcanzar la escotadura que nos separa de la Peña del Cuervo ( 1.208 m ), que desde esta posición se muestra como un diente rocoso magnífico. Por la izquierda, trepa un cómodo y sencillo corredor de cierta amplitud junto a su blanco y vertical corte rocoso. A mitad de esta canal existe una instalación con tres spits que permite efectuar un rápel directo de 20 m. al sendero de la vía normal de Eskamelo.

Tras coronar la canal, los restos de sendero aún se mantienen, cruzando una terraza herbosa y penetrando en un incómodo bosquecillo. Deberemos buscar su salida hacia la derecha, alcanzando la repisa superior de la Peña del Cuervo ( 1.208 m ). Una vez en ella se cruza longitudinalmente bajo la pared hasta el extremo contrario. Ahora sólo queda atacar la arista. Caminando sobre una fisura se llega a un muro (II) que constituye el único obstáculo para alcanzar la antecima. En ella se encuentra una reunión desde donde se puede efectuar un rápel de 40 m. sobre la cara S. Posee algunos arbolitos y matorrales dispersos que pueden incomodar a la hora de recuperar las cuerdas. El punto más elevado se sitúa unos metros más adelante. Para ello se desprepa a una pequeña horquilla, y se acomete la delgasa arista, de algunos centímetros de espesor, sobre terreno mitad rocoso, mitad herboso, aunque muy estable. Tras el aéreo paraje (II), se llega a la cima de la Peña del Cuervo ( 1.208 m )(PD-). La cima es una grieta cuyo fondo se encuentra parcialmente obsturado por bloques de roca.

El descenso puede realizarse siguiendo el itinerario de subida aunque existe un parabolt en la horquilla, que permite un corto rápel de unos 8 m. a la repisa N.

Seguidamente, bordeamos por esa repisa la Peña del Cuervo ( 1.208 m ), y nos pegamos a la pared de la siguiente, que bordeamos por la izquierda para situarnos en su brecha oriental. Desde este lugar, sólo queda acometer una corta escalada por una placa tumbada (II) y cruzar un tramo de aérea arista para elevarnos a la cima de la Primera Aguja de Peña del Cuervo ( 1.223 m )(PD-). Existe aquí una instalación de rápel que permite descender 25 m. la pared SW

De vuelta a la brecha, podemos pasar a la Segunda aguja mediante un rodeo por la izquierda (1.231 m)(F). Desde este lugar es posible diriginos hacia el E. para salir al sendero de Eskamelo ( 1.292 m ) un poco más adelante.

El acceso más directo a la cumbre de la Peña del Cuervo ( 1.208 m ) se realiza desde la senda a Eskamelo, desviándonos a la derecha para subir por la canal ya citada ( en balcón sobre el sendero normal ) y acceder mendiante un rodeo por un incómodo bosquecillo hacia la derecha, a la terraza superior. Desde su extremo derecho, se escala (II) el resalte de la antecima, y tras una pequeña brecha, la aérea arista (II) que conduce a la cima ( 1.208 m )(PD-).

Accesos: Pto. Herrera ( 1h ).

catalog-iconCatálogos

images-iconImágenes

track-iconTracks

comment-iconComentarios