Ir arriba

Goldonamendi (223 m)

remove-icon
Javier Urrutia
arrow-iconFecha Alta
29/04/2014
arrow-iconModificado
29/04/2014
Entre Mutriku ( 5 m ) y la playa de Saturraran ( 0 m ) se eleva una urbanizada colina sobre la que se sitúa el barrio de Goldona ( 180 m ), en el que encontramos el camping Santa Elena. La propia cima es una vivienda particular y hay otras en los alrredores. Sin embargo, constituye un espacio de esparcimiento para sencillas caminatas junto al mar que permite completar una pequeña travesía entre las localidades pesqueras de Mutriku y Ondarroa. El GR-121 constituye la referencia a seguir. Se puede alargar el recorrido iniciando la marcha en Deba ( 7 m ) e incluso proseguir por la costa hasta Lekeitio.

Desde Mutriku (T1)

Salir de Mutriku ( 5 m ) por una calle por encima del puerto (N) que se convierte en un camino balizado con marcas rojas, amarillas y blancas. A un lado existen bancos para contemplar el mar. Pasaremos por encima de Santabatako harkaitza, que eleva una desquebrajada pared sobre el mar pero que queda oculta por los pinos. Más adelante, tras dejar un vivendia y su finca a la derecha, el camino gana altura en pendiente desembocando frente al camping de Santa Elena ( 180 m ).

En este punto, antes de descender a la playa de Saturraran, seguimos de frente por un carril hormigonado que da acceso a las más elevadas viviendas del alto de Goldonamendi. Rodeando la que se sitúa en la cumbre podemos situarnos junto a ella sin molestar a sus propietarios ( 223 m ). Desde este lugar se pueden ver las cimas de Tontorramendi ( 386 m ) y el macizo de Arno, así como Ondarroa.

De vuelta al camping ( 180 m ) seguimos el balizaje del G.R. en descenso, dejando a mano izquierda el camping de Goldona ( 119 m ) y perdiendo altura decididamente (W) a la entrada de la playa de Saturraran, junto al local "Er Txiringito" ( 4 m ). Cruzando el aparcamiento de vehículos podemos acceder a la playa y visitar las curiosas rocas erosionadas de Eskilantzarri, que siluetean sobre el oleaje de gran campana, y que conforman Saturraran Punta. A sus pies se extiende una interesante rasa mareal.

En Saturraran destacar el caserío Saturraran Zahar, un caserío del s.XVIII que inspiró "Las inquietudes de Shanti Andia" de Pío Baroja. Anteriormente esta ensenada fue ocupada por un establecimiento balneario convertido durante los años de la guerra civil y siguientes en un penal de mujeres. Aunque todas ellas tenían la condición de presas políticas, muchas de ellas ni siquiera mostraron filación alguna. Más de 100 de ellas murieron víctimas de la violencia o de las enfermedades. También niños, muchos niños perecieron en esta prisión.

La leyenda relata que Satur y Aran eran dos amantes. Mientras Satur pescaba, Aran le esperaba en la costa. Pero un día tras una fuerte galerna, Satur no volvió a tierra. Aran maldijo a la mar por haberle robado a su amor, y le pidió que se la llevara a ella. Y aquella misma noche se oyó un gran estruendo, apareciendo de la nada las rocas de Saturraran recordando las siluetas de los dos amantes.

Accesos: Mutriku ( 1h ); Mutriku-Saturraran ( 2h ).

catalog-iconCatálogos

images-iconImágenes

track-iconTracks

comment-iconComentarios