Ir arriba

Carrias (1.135 m)

remove-icon
Javier Urrutia
arrow-iconFecha Alta
01/01/2001
arrow-iconModificado
25/03/2017

Una de las montañas más alpinas de Euskal Herria en la misma muga con Burgos, hasta el punto que su vía normal presenta unas cadenas que permiten superar los pasajes más verticales. Aún y todo la escalada de la peña por la vía normal (sin agarrarse a la cadena) sería elemental desde el punto de vista montañero, comparable a otras vías normales de los Picos de Europa o Pirineos (PD). Los montañeros neófitos o con aprensión al vacío deberán ir convenientemente guiados por compañeros más expertos. Existe la posibilidad de asegura la ascensión y de practicar un rápel en el descenso.

Toponimia y Orometría

La cumbre se ha designado con los nombres de Peña Karria, Peña Gobea, Peña Carria y Carrias, y esta última es la que se ha adoptado en la edición del año 2014 del catálogo de montes, ya que el topónimo no parece ser de origen vasco.

La peña se halla horadada por un agujero bajo su misma cresta oriental. Cuentan que lo hicieron los de Korro a huevazos con objeto de intentar ver el reloj de la iglesia de Arroyo. La desdicha hizo que los huevos incidieran en el cura de Arroyo. Por otro lado el topónimo Rueda Mediodía que se aplica a la cima E. ( 1.127 m ) es, en realidad, una concavidad abierta en la base de la montaña que queda iluminada completamente por el sol al mediodía.

Según los mapas del I.G.N. y la cartografía foral 1:5.000, el buzón no se sitúa en el punto más elevado, sino que existe una cota más elevada al NW de la misma, antes de la cadena.

Vía Normal (PD-)

La vía normal parte de Arroyo de San Zadornil ( 708 m ). Desde el pueblo se sube en diagonal a la derecha. Luego se gira a la izquierda y se continúa hasta la base de la pared que se recorre hasta alcanzar la base de las paredes. A la izuqierda quefa la la canal que da acceso a la cima. Cuando esta se vuelve más vertical (II) aparece la cadena. Trepando por la misma se gana la cresta al NW de la cumbre. Ahora sólo queda caminar sobre ella, por un pisado sendero, hasta alcanzar la cima de Peña Karria o Gobea ( 1.128 m ).

La cresta sigue hacia el W. hasta el Alto de Arrayuelas ( 1.129 m ) pasando por el portillo de los Grojos ( 1.080 m ), donde acaba toda dificultad. Esta arista podría también ser recorrible acometiendo las dificultades propias de su escalada. Si se desea pasar de Karria ( 1.129 m ) a Arrayuelas ( 1.129 m ), lo más sencillo será siempre descender por la canal hasta la base de la pared y seguir bajo ella hasta el portillo de los Grojos ( 1.080 m ). En este punto se cambia de vertiente, pero se continúa junto a la cresta sin dificultades pasando junto a una cruz ( 1.106 m ), desde donde se inicia un descenso ( 1.067 m ). Remontando la ladera opuesta se llega al Alto de las Arrayuelas ( 1.129 m ).

Arista SE (AD)

La Peña Karria es una de las montañas con peor reputación de Araba debido a su fama de ser monte difícil. Sin embargo, su vía normal, discurre por la chimenea S. que es de escasa dificultad. Una cadena ha reducido todas las dificultades para que pueda ser ascendida por los montañeros menos experimentados.

La Cresta SE presenta una bonita escalada que, aunque sin dificultades importantes, resulta aérea y entretenida, desarrollándose en un paraje de gran belleza. La roca es muy sólida, lo que permite una escalada sencilla y muy recomendable.

Desde Arroyo de San Zadornil ( 708 m ) hay que salir en dirección NE ,sin camino determinado ( vagos senderos ), al inicio de la cresta al que se llega sin dificultad. El avance se efectúa caminando sin problemas. Tras pasar junto a una antecima donde existe un mojón divisorio, la cresta comienza a estrecharse poco a poco, y aparecen los primeros pasos aéreos. Al llegar a un resalte más importante, se puede subir directamente (III) por buena roca o pasar con más facilidad por la derecha (II+), orientados por un viejo taco de madera. La dificultad desaparece (I), pero enseguida reaparecen los parajes aéreos, especialmente en un tramo donde los buitres se posan frecuentemnte y han recubierto de la roca de una buena capa de "guano" (II). Nos situamos, entonces, frente a una proa rocosa de unos 4 metros, justo encima del agujero de la peña, donde unas clavijas viejas permiten instalar reunión. Este resalte se supera fácilmente hacia la izquierda (III+). Se prosigue unos metros por la arista hasta situarnos en un cómodo lugar con un bloque empotrado. Lo más fñacil es tomar el filo de la arista de un bloque (III+) para situarse en su cima. También se puede llegar a la arista escalando un corto muro ligeramente desplomado (V+) asegurándose con un clavo. Seguidamente, una aérea zancada (II+) nos lleva a la arista principal que se sigue fácilmente, simpre aérea (II) hasta la cumbre de la Rueda Mediodía ( 1.127 m ), antecima de Karria.

Para el descenso a la brecha que nos separa de Karria ( 1.130 m ) hay varias posibilidades. Comentar aquí el itinerario que parece el más clásico por encontrarse con viejas clavijas. Seguiremos por el filo de la arista (II) sin obstáculos relevantes hasta situarnos en una pequeña brecha junto a un pequeño pitón rocoso y que nos queda de frente. Descendiendo ligeramente a la izquierda se encuentra una vieja clavija y un spit con anilla ( instalado en 2007 ) que permiten un corto rápel ( 8 m ), o asegurar el destrepe (III). También se puede destrepar con una dificultad similar por otra canal más a la izquierda. La opción más elegante es, no obstante, seguir todavía más por la arista superando el aéreo pitón (II+) que nos lleva a otra pequeña brecha extremadamente angosta, pues la cresta mide aquí sólo unos centímetros. Desde este lugar se puede descender (III-) por una canal con precaución. Señalar que esta canal para retomar la arista es el itinerario más idóneo para ganar la cumbre de la Rueda Mediodía ( 1.127 m ) desde Karria ( 1.128 m ). Una vez abajo una chimenea sencilla (I) nos lleva a la cima de Karria ( 1.128 m )(AD).

Arista NW (AD-)

Karria o Carrias ( 1.128 m ) enlaza con el Alto de las Arrayuelas ( 1.119 m ) a través de una arista que, aunque no es tan elegante como la arista SE, es de interesante recorrido al permitir enlazar las dos cotas de la sierra sin descabalgarse de la misma. La arista pierde vistosidad por una inclinada campa herbosa en la vertiente NW que permite incluso contornear algunos de sus obstáculos. No obstante, al final la peña gana al herbazal y no es preciso avanzar obligatoriamente por el filo (III) con objeto de ganar la abrupta cota NW de Karria ( 1.124 m ).

Desde Arroyo de San Zadornil ( 708 m ) tomaremos el itinerario a la cumbre de Karria ( 1.130 m ). Cuando nos hallamos en el inicio de la chimenea de la vía Normal, seguiremos trazos de sendero que discurren bajo la arista NW cruzando algunas pedrizas, terreno de matorral bajo y algún que otro bosquecillo. Tomando esa dirección, manteniéndonos en todo momento bajo las peñas ( a la derecha ) ganaremos la cresta en un paso entre rocas. Es el portillo de los Grojos ( 1.087 m ), punto donde arranca la arista NW que aquí nos ocupa.

En Korro ( 623 m ), frente al ramal de carretera que da acceso al pueblo, parte una pista (SW) en dirección a la peña. Deja a la izquierda otro camino, y cruza el sendero histórico GR-1 cerca de una vivienda ( a la izquierda ). Continuando de frente el camino termina, debiendo entonces ganar altura por un pinar (SW). Más arriba se cruza otra pista forestal, pero debemos seguir monte arriba manteniendo esa dirección. Una vez fuera del pinar hay que cruzar hacia la derecha una incómoda e inclinada pedriza para conectar con otro cascajal que se introduce en una canal, herbosa en su parte superior. Más arriba aparece un pequeño hayedo ya en la zona del portillo de los Grojos ( 1.087 m ).

Desde el portillo de los Grojos comenzamos a trepar los primeros escarpes (II), que se pueden evitar por la izquierda por la hierba ganando una primera cota prominente ( 1.122 m ). Tras varios altibajos que imponen las correspondientes trepadas y destrepadas (II) llegaremos a una horcada ( 1.099 m ) donde aparece el obstáculo más serio de la ascensión, consistente en un gendarme más vertical ( 1.119 m ). En este caso no cabe la posibilidad de flanquerlo por lo que hay que escarlarlo ( algún pitón ) directamente por su filo (III). Una vez en su cima seguiremos por terreno sencillo hasta la cota NW de Karria ( 1.123 m ). A partir de aquí la cresta se afila de nuevo (II), debiendo destreparla teniendo de cara la chimenea de la vía Normal con su clásica cadena. Una vez en la brecha siguiente ( 1.105 m ) pasaremos junto al pitón ( 1.111 m ) donde termina la cadena y continuaremos por la el ya ambale cresterío de Karria hasta su cima ( 1.128 m )(AD-).

Vía NW por el Frontal de las Tablas (AD-)

El itinerario a Peña Karria ( 1.128 m ) desde Arroyo de San Zadornil ( 708 m ) es el más sencillo para llegar a la cumbre y el único aconsejable a los montañeros menos experimentados. Esto es así por tres razones: Es la vía Normal, es la única vía realmente transitada ( esta pisada hay cairns, señales ), y se encuentra sobreequipada en cuanto a medidas de protección ( sirgas, cadenas, clavijas, reuniones para rápelar ).

La Cara NW aunque posee paredes vertiginosas también deja juego a algunas ascensiones más aventuradas. El terreno no es evidente y hay varias opciones que al final nos depositarán en la arista NW

Frente al ramal de carretera que da acceso a Korro ( 623 m ), tomar un camino que se dirige hacia la montaña ( SW). Dejar a la izquierda otro camino que lleva hacia la ermita de San Vitores, y alcanzar un nuevo cruce, esta vez con el sendero GR-1. Seguir por la izquierda el sendero (SE) que, muy tímidamente, se eleva hacia la pared más vertical y notable de Karria, justo debajo de la cumbre ( 1.130 m ). Abandonado el G.R., se sigue hacia esa pared hasta que el camino termina. Entonces un vago sendero gana altura y se coloca al pie de la imponente cara NW, dando vista a la derecha a lo que se llama "El Frontal de las Tablas" ( 920 m ).

Se trata de varias lajas verticales que se superponen unas sobre otras, estando separadas por estrechas chimeneas. En esta zona se abrieron las primeras vías de escalada por parte de pioneros como los malogrados Antonio Miranda y Atxo Apellaniz, Adolfo Madinabeitia, Vicente Perales, Juanito Oyarzabal, entre otros, a finales de los años 80.

Nos interesa la segunda chimenea del Frotal de la Tablas contando desde la pared. A su derecha queda, separado una marcada chimenea, el vistoso espolón de los Buitres. Esta asciende por terreno empinado y boscoso. En su parte final se estrecha hasta alcanzar una anchura de unos 40 cm. Pasaremos bajo un bloque caído que ha quedado empotrado en la chimenea en cuestión. A la salida aparece una vira herbosa horizontal que nos lleva pegados a la pared hasta salir a una nueva chimenea. Tras ella seguiremos la vira, que conduce a una pequeña canal que desciende ligeramente al hayedo ( 1.030 m ). Entonces conectaremos con una canal empinada pero sencilla que sube hacia la derecha en dirección a la arista NW saliendo junto al gendarme central ( 1.119 m ). Hasta la brecha anterior ( 1.099 m ) a este pico no han aparecido dificultades reseñables (F+), pero entonces es preciso continuar por la arista (III) hasta la cumbre de este gendarme. Continuando por al arista con algunos pasos escabrosos (II) se llega al enlace con la vía Normal, desde donde la cumbre es ya un paseo ( 1.128 m )(AD-).

Además del Frontal de las Tablas, existen otras partes de la pared donde se han abierto itinerarios: Pared Naranja, Pared Azul, la Aguja de las Cinco Puntas y la punta del Lapicero.

Vía Pitxe (ED-)

La gran vía de la pared SW es la denominada via Pitxe (160 m)(ED-), abierta en 1984 por F. Landa, Roberto y Carlos. Esta arranca en la concavidad de la peña que llaman Rueda Mediodía, bajo la cota oriental ( 1.127 m ) que denominamos aquí de igual modo, a la derecha de Karria ( 1.128 m ).

La vía arranca a la derecha de un monolito que existe en la base. Los dos primeros largos representan una escalada de 60 metros a lo largo de una fisura hacia la izquierda con pasos de dificultad máxima 6a que se pueden hacer en A0/A1. Tras estos largos existe la posibilidad de salir por la izquierda a la cresta, pero la vía original escala la pared de frente para tomar, tras dos nuevos largos, una nueva fisura diagonal que conduce a la cresta de la Rueda Medodía ( 1.127 m )(ED-).

Accesos : Arroyo ( 1h, vía normal ); Arroyo ( 2h 15 min, SE ); Korro ( 2h 15 min ).

catalog-iconCatálogos

images-iconImágenes

comment-iconComentarios