Ir arriba

Aneto (3.404 m)

remove-icon
Luis Alejos Escarpe
remove-icon
Javier Urrutia
Fecha Alta
25/03/2017
Modificado
12/06/2017
503

El punto culminante de los Pirineos. Sin embargo, si nos enfrascamos en la historia de esta mítica montaña nos encontramos con la sorprendente revelación que ha sido ignorada durante siglos. Los primeros exploradores de la destacada cadena montañosa que une el mar Mediterráneo con el Cantábrico, se dirigían al macizo de La Maladeta pero muchos no llegaron a determinar que en el extremo oriental de la misma se escondía celosamente guardado el pico más elevado, que hoy en día llamamos Aneto ( 3.404 m ).

Los Pirineos

El origen de la denominación de la cadena montañosa es, como en otros tantos casos, incierto. Se ha citado la posibilidad de estar relacionado con una de las hijas del rey de la Cerdaña, Bébrix, llamada Pirene. Seducida por Hércules, murió devorada por bestias. Este le construyó un inmenso mausoleo acumulando montañas y formando, de ese modo, la cordillera llamada Pirineos.

Al margen de la mitología, lo cierto que es el sufijo -ós es frecuente en la toponimia de sistemas montañosos: Pirineos, Cameros, Gredos, y también lo ha sido en ríos: Iberos, Douros. Se ha relacionado con la palabra vasca actual "(h)otz" (frío). Una interpretación que aparece con frecuencia es precisamente "Ilene os", donde la primera voz tendría el significado de "luna". En euskera, ilargia es luna, donde argia significa, a su vez, "luz", y queda la raíz "il" que aparece, además, al citar los meses: Urtarr-il-a, otsa-il-a, etc, y en la propia palabra "mes", hilabete. Por ello, la voz il, que también significa "muerte", se ha identificado con luna, con su ciclo natural (mes) y con la noche.

Convencionalmente se considera los Pirineos, la cadena montañosa que separa la península ibérica del resto del continente europeo, extendiéndose a lo largo de 430 Km desde la bahía de Txingudi (cabo de Higer) en Gipuzkoa hasta el cabo de Creus en el Mediterráneo. En la cumbre de Okoro ( 1.259 m ), en Nafarroa, la cadena se divide en dos ramas. La que se dirige hacia el océano siguiendo el curso de las aguas del río Bidasoa, y la que avanza inexorablemente hacia el E uniéndose a través de los llamados Montes Vascos ( Aralar, Aizkorri, Anboto, Gorbeia, Gorobel ) a la cordillera cantábrica hasta finalizar en el macizo Galaico-Leonés. Esta cadena resultante supera los 900 Km de longitud.

Los pirineos elevan más de doscientas cumbres catalogadas por encima de los tresmil metros y unas dosmil cumbres de dosmil metros. De forma un tanto arbitraria se divide en tres regiones: Occidental, Central y Oriental, cuyos límites dependen del autor considerado. Aquí consideraremos los siguientes:

  • Pirineo occidental: Comprende el macizo desde el Océano hasta el valle de Tena (Huesca), por el S, y hasta el valle de Ossau (Pyrénées Atlantiques) por el N. Su máxima elevación en la vertiente N es el Pic du Midi d' Ossau ( 2.884 m ) y en la vertiente opuesta, el Collarada ( 2.883 m ). La primera cota en superar los dosmil metros es el Orhi ( 2.021 m ), encima de la primorosa selva de Irati, uno de los macizos forestales más importantes de los Pirineos. Las primera cumbres que reúnen las condiciones de alta montaña se encuentran sobre el valle de Belagoa (Nafarroa), cuyo vérttice es el Auñamendi o Pic d' Anie ( 2.504 m ). Precisamente, Auñamendi es el nombre de los Pirineos en la legendaria lengua vasca.

  • Pirineo central: Comprende, entre otros, los once macizos que superan los tresmil metros de altitud, desde Panticosa hasta la Cerdanya:

    Macizo Cumbre  Altitud
    Aneto-Maladeta Aneto  3404
    Posets-Llardana Posets/Llardana   3369
    Perdido-Ordesa Monte Perdido/Punta Treserols  3348
    Vignemale Vignemale/Comachibosa  3299
    Perdiguero Perdiguero  3219
    Pic Long-Neouvielle  Pic Long  3192
    Bachimala Bachimala/Schraeder  3173
    Balaitous-Panticosa Balaitous/Tuca Moros  3145
    Pica d' Estats Pica d' Estats   3142
    La Munia La Munia/L' Almunia Gran  3132
    Besiberri-Punta Alta  Coma lo Forno   3033
  • Pirineo Oriental: Algunos autores incluyen en él las montañas de Andorra y de alta Cerdanya como el Carlit ( 2.912 m ). El mejor accidente geográfico diferenciador es el corredor de la Cerdanya. Ante tal consideración, su punto culminante sería el Puigmal ( 2.910 m ) en lo alto de las montañas de Núria, desde donde se proyectarían hacia el mar, no sin antes elevarse en el singular Canigó ( 2.784 m ), que se eleva a poco más de 50 Km del litoral.

Además cabe considerar dos elementos constitutivos:

  • Cadena Axial: Es el núcleo principal de la cadena y su eje director, coincidiendo, en general, con la división entre España y Francia. Algunos macizos montañosos relevantes no se sitúan exactamente sobre este eje, como el macizo de la Maladeta o Montes Malditos, donde la cadena pirenaica alcanza su máxima altitud en el pico Aneto ( 3.404 m ).

  • Prepirineo: Al S, hacia la gran depresión del Ebro, una serie de sierras, en general orientadas E-W se alinean en oleadas precediendo a la cadena axial. Presentan altitudes más modestas: Peña Oroel ( 1.770 m ), Sierra de Guara ( 2.078 m ), Peña Montañesa ( 2.295 m ), Turbón ( 2.492 m ), Cadí-Moixeró ( 2.651 m ), Pedraforca ( 2.506 m ).

Formación

Los Pirineos surgen, en el cretácico superior, hace 85 millones de años como consecuencia de una colisión entre la microplaca ibérica contra la placa euroasiática. Como consecuencia de esta lenta fusión que se prolongó a lo largo de los siguientes 60 millones de años, los antiguos fondos marinos se levantaron y plegaron, y la erosión producida por las corrientes de agua o los glaciares irían esculpiendo valles y definiendo una de las cordilleras montañosas más importantes de Europa.

Algunos geólogos han propuesto que como resultado de aquel contacto entre placas tectónicas se formase un importante accidente cortical, la llamada Falla Norpirenaica. Existen varias evidencias: estratigráficas, sísmicas, etc, que permiten comprobar que existen diferencias geológicas al Norte y al Sur de la falla, lo que pone en relieve que existen dos dominios bien desiguales en los dos flancos de la misma. Estos rasgos diferenciadores son los que los investigadores ponen sobre la mesa para demostrar que la falla representa el límite entre las placas íbera y euroasiática.

El periodo de formación de montañas descrito se conoce como Orogenia Alpina ( orogenia es la denominación del proceso de formación de montañas ). Con anterioridad, hace unos 300 millones de años, durante la era paleozoica, existió un proceso previo llamado orogenia hercínica. Por ello, hay que resaltar que los Pirineos presentan la característica singular que se han formado en dos periodos de plegamientos distanciados en el tiempo.

Por ello en los Pirineos cabe diferencia dos tipos de macizos: Los macizos paleozoicos, donde se revelan los materiales más antiguos afectados por la orogenia hercínica, y los macizos del mesozoicos. Los primeros exhiben rocas ígneas como el granito o metamórficas, como las pizarras. Los segundos son macizos calcáreos como Larra-Belagoa u Ordesa-Monte Perdido.

Orometría

En la cima se encuentra el vértice geodésico núm. 18057 llamado Aneto ( 3.403,349 m ). Los mapas suelen reflejar la cota de este vértice redondeada hacia el valor superior ( 3.404 m ). Con ello es la máxima altura de los Montes Pirineos y la única de la cadena en sobrepasar los 3.400 metros de altitud. En España sólo el Mulhacén ( 3.479 m ), en Sierra Nevada, supera esa cota.

Posee una prominencia de 2.812 metros, siendo el segundo en la península ibérica después del Mulhacén ( 3.285 m ) y el tercero en España, ya que entonces se debe sumar Teide ( 3.715 m ). Al superar los 1.500 metros de prominencia es uno de los llamados Picos Ultraprominentes. En el ámbito península sólo cuatro picos forman parte de esta categoría: Mulhacén, Aneto, Torre Cerredo y Almanzor. El punto mínimo que conecta las cumbres de Aneto y Mulhacén es el lugar llamado Zumeltza, denominado vulgarmente Puerto de Dima, en Bizkaia (ED50 30T 525786 4769647)( 592 m ). Ese lugar es el punto más bajo de la divisoria de aguas Cantábrico-Metditerránea entre el Pico Tres Mares ( 2.176 m ) en la muga Cantabria-Palencia y el entronque de la cordillera cantábrica con los montes Pirineos en el monte Okoro ( 1.259 m ), en Nafarroa.

Historia Alpinística

A principios del s.XIX se tiene constancia de las primeras incursiones en el macizo de la Maladeta, que con este nombre se viene conociendo en la actualidad el largo e imponente cresterío rocoso que domina los glaciares de Maladeta, Cregüeña, Aneto, Barrancs o Coronas. De una mala traducción del término Maladeta se ha originado el nombre de Montes Malditos, con que también se viene a conocer el macizo en la actualidad ( Maladetta, en ! italiano !, "Maldita" ). Y de aquí se originado, nada más y nada menos que toda una leyenda...

El nombre de Montes Malditos ha tenido éxito gracias a una remota leyenda. Según cuenta, estas montañas eran un auténtico vergel de prados que daba gran felicidad a los pastores de la zona. Un día llegó un mendigo a estos lugares demandando comida y resguardo, pero los uraños pastores se negaron a socorrerle pese a gozar en la abundancia. Este mendigo, que se dice que era Jusucristo, lanzó una maldición que transformó los pastos en grandes masas de hielo, y los pastores y sus rebaños en piedras. Son pues, los montes de la maldición, los montes malditos por la codicia del hombre. Y han sido muchos los que se han acercado a la base de la montaña para contemplar estupefactos los ganados petrificados...

Algunos estudiosos nos señalan que proviene de la voz "mala" viene a significar los derrubios arrastrados por los ríos o las pendientes de las montañas. Pero también hay que recordar que "mall" ( en occitano malh ) aparece con profusión al nombrar las cumbres. En el mismo valle de Benasque encontramos Mall pintrat o Mall plané, por ejemplo.

El origen del nombre Aneto, que los pioneros franceses trascribieron como Nethou, parece tener origen en el pueblo que se sitúa a más de 11 Km. al SE del pico, antes de llegar al túnel de Vielha. Se considera que en la elaboración de las primeras reseñas cartográficas, posiblemente en el mapa de Le Blottière de 1730, la denominación de la aldea se hizó pasar por la de la montaña. Es a partir del s.XIX con la exploración sistemática de las cumbres del Pirineo, cuando pireneistas como Reboul, basándose en esa cartografía, mencionan el pico Nethou. Con anterioridad no existen muchos datos sobre su denominación pero parece ser que se ha conocido como Malahitta o Malhitta o Malaía. El nombre que se ha propuesto para su oficialidad es Tuca d' Aneto.

Ya Ramond en 1786 se sitúo en el portillón de Benasque y al observando desde allí la Maladeta, se fijo en la existencia de una cumbre que asomaba sobre glaciares a la izquierda de La Madaleta, mencionando además que se sugería como la más elevada del macizo. Sin embargo, hay que esperar hasta el año 1817 para encontrar una ascensión a uno de sus picos. Fue Frederic Parrot acompañado por el guía Pierre Barrau, el primero en pisar el pico de La Maladeta ( 3.308 m ). La cresta repara mayores alturas como el Pico Maldito ( 3.350 m ) o el Aneto ( 3.407 m ), pero ahí se queda.

Pero Pierre Barrau siguió haciendo de guía acompañando a más montañeros a la Maladeta, hasta que en el año 1.824 se precipita por la rimaya que separa el Galciar de la Maladeta de la cresta rocosa. Sus restos mortales fueron recuperados más de cien años más tarde, al ser devueltos por el movimiento del Glaciar en el año 1.931. La muerte de Barrau dió muy mala fama a esta montaña, ya considerada Maldita.

En el año 1817, Henry Reboul, determina de forma inconstestable que el pico que se eleva al SE de la Maladeta ( 3.308 m ) es el más alto de la cadena. El mismo Reboul designa esta elevación con el nombre de Nethou, en realidad, uno de los pueblos más cercanos a la cima: Aneto. Sin embargo, al ir Reboul al pueblo de Aneto, le informan que allí llaman Malahitta a la referida montaña.

Pero para encontrar la primera ascensión hay que irse al 20 de Julio del año 1842, cuando Tchiatchef y Franqueville, acompañados por varios guías coronan la cumbre. Para ello suben por la vertiente Sur ( Lago de Coronas ), pero descubren la que es hoy la vía normal, la ruta de "Los Portillones", que se les antoja como la más fácil a la vista.

Anatomía de la montaña

Como se ha dicho el Aneto ( 3.407 m ) forma parte de La Maladeta, de los Montes Malditos, situándose en el extremo oriental de la cadena. Entre el pico de La Maladeta ( 3.308 m ) y Aneto ( 3.407 m ), sobre la vertiente Norte se extiende el glaciar de Aneto. Entre las dos alturas encontramos el Pico Maldito ( 3.350 m ), el Pico del Medio ( 3.340 m ) y el Pico Coronas ( 3.298 m ), acompañados de otras cotas menores. Entre Aneto ( 3.407 m ) y el Pico Coronas ( 3.208 m ) se encuentra el collado Coronas ( 3.208 m ) por donde tiene paso la vía normal de "Los Portillones", así como la ascensión desde Ballibierna por los ibones y glaciar de Coronas.

En Aneto convergen cuatro crestas en forma de "X". Del lado SE viene la cresta de Tempestades que debe su nombre al pico Tempestades ( 3.278 m ) que la corona. Esta cresta se prolonga al pico Margalida ( 3.239 m ), donde se divide en dos ramales. El primero viene del collado Salenques ( 2.809 m ) y constituye la famosa cresta Salenques-Tempestades, una de las más prestigiosas de los Pirineos. La otra se dirige al pico Rusell ( 3.207 m ).

La cresta SW es la llamada cresta de Llosás, que posee una brecha característica ( brecha de Llosás ) que da paso al glaciar de Coronas desde el ibón de Llosás ( 2.478 m ).

La cresta NW es por donde se dirige la vía Normal. Se inicia en el collado Coronas ( 3.208 m ) y se dirige hacia el pico estrechándose significativamente en la parte final. Se trata del famoso paso de Mahoma. No suele requerir encordamiento (I) salvo con hielo. El paraje debe su nombre a Franqueville, que lo comparó con el puente de la mitología musulmana.

Vía Normal, desde la Renclusa por los Portillones (F)

Iniciamos la marcha en La Besurta ( 1.895 m ). Señalar que el acceso a La Besurta en vehículo particular se halla restringido durante los meses de verano, de tal manera que la aproximación al lugar debe realizarse en autobús desde el Hospital de Benásque. Desde La Besurta se toma el camino que en tres cuartos de hora nos deposita en el refugio de La Renclusa ( 2.145 m ).

Desde el refugio de La Renclusa ( 2.145 m ) se sube al portillón superior ( 2.893 m ), una gran brecha en la cresta N. ( cresta de los Portillones ) de La Maladeta ( 3.308 m ). Además del portillón superior, que da vista ya al Aneto, existe otra brecha más abajo que da acceso igualmente al glaciar. Se trata del portillón inferior ( 2.736 m ).

Desde el portillón superior hay descender ligeramente al glaciar de Aneto y cruzarlo trasversalmente por debajo del pico Maldito ( 3.350 m ) hasta el collado Coronas ( 3.208 m ). Desde aquí se ataca ya la cima, en cuyo última parte afrontamos el famoso paso de Mahoma (I) que conduce al techo del Pirineo ( 3.407 m )(F)(T4).

Sin dificultades dignas de mención se puede volver a La Besurta descendiendo el glaciar de Aneto hasta el Pla d' Aigualluts.

Por el Glaciar de Coronas (F)

Esta ascensión tampoco reviste de dificultades destacables. Se inicia en el puente de Coronas ( 1.950 m ), situado en el valle de Ballibierna. Al lado de se encuentra el refugio de Pescadores. Seguimos de frente durante unos minutos (GR-11) y luego nos desviamos a la izquierda para comenzar a subir por el barranco de Coronas ( Bal de Coronas ).

En poco tiempo se alcanza el ibonet de Coronas ( 2.232 m ). Luego subiendo hacia la derecha se alcanza el ibón inferior de Coronas ( 2.627 m ). Desde aquñi seguimos al ibón superior de Coronas ( 2.731 m ). Estamos al pie del circo de coronas se extiende hacia la derecha entre las crestas de Cregüeña y Llosas.

Desde aquí subimos al collado de Coronas ( 3.208 m )(3,15) que se abre claramente entre el Pico Coronas ( 3.298 m ) y Aneto ( 3.407 m ). Se conecta entonces con la ruta anterior de La Renclusa ( Portillones ).

Corredor Estasen (PD+)(300 m )

La cara Oeste del Aneto ( 3.407 m ) se percipta sobre el glaciar de Coronas. En esta pared se encuentra un corredor que salva los 300 m. de desnivel que nos separan de la cima. En invierno exibe una pendiente entorno a 45º, algo más inclinado en la salida, pero en Verano es una trepada (II) entre bloques de roca inestables. La salida tiene lugar sobre la cresta de Llosas, que es preciso recorrer en su tramo final para ganar la cima.

Cresta Salenques-Tempestades (D)( 2.500 m)

Se trata de una de las crestas más prestigiosas y prodigiosas del Pirineo porque viene a ganar varias cumbres de tresmil metros para terminar, como colofón final, en el techo pirenaico. El primer recorrido integral se debe a R.Ollivier y I.H. Wild. Con anterioridad ya se había ganado el Aneto por la brecha de Tempestades (AD). El itinerario es largo y la velociad de progresión depende de la preparación de la cordada, pero suele requerir un vivac que se puede realizar en varios lugares, como en la misma cima del Margalida. Una tormenta veraniega típica sobre esta cresta puede ser una experiencia díficil de olvidar...

La escalada arranca en el collado Salenques ( 2.809 m ). Los primeros metros ascienden por debajo de la arista superando varios resaltes poco difíciles (II), alcanzando la modesta cumbre de la Forca estasen ( 3.028 m )(PD-). Perdemos un poco de altura y nos elevamos por el flanco derecho de la cresta (II) hasta situarnos al pie del primer gendarme, que es donde comienza la escalada propiamente dicha.

La torre que pretendemos escalar se supera por su lado derecho (IV) gracias a un sistema de fisuras ortogonales. Sin embargo, no se alcanza su cima, ya que, a los 35 m. de ascensión, hay que desviarse a la derecha ( pitón ) pasando por un agujero característico, Llamado por Lluis Estasen por la geometría que forman los bloques divididos, La Pajarita de Papel, y que nos deposita, tras pasar bajo sus patas, en la siguiente brecha (IV).

El siguiente gendarme ( segunda aguja de la cresta ) se flanquea igualmente por la derecha (IV), con lo que volvemos a una nueva brecha. Escalando un diedro vertical (III) se alcanza la Torre de Salenques (3.111 m)(D). Descendemos montando un corto rápel ( 10 m. ) a una horcada muy estrecha.

Aparece aquí el tercer y último gendarme de este tramo de arista. A diferencia de los otros dos, su cima va a ser ganada en dos largos. El primero (IV) conduce a una repisa donde se hace la reunión. Luego viene el largo que contiene el paso clave de la escalada (V-), donde aparecen varios clavos que permiten, si se prefiere, atacarlo en artificial (A1). Alternativamente se puede evitar este tramo de la escalada. recorriendo una cornisa hacia la izquierda mediante una aérea travesía que conduce a una fisura vertical (IV-). Superada esta, la dificultad decrece, retornando a la cresta en el Primer Resalte de Salenques ( 3.127 m )(D).

De esta cima nos dirigimos ya al Margalida (II) por una arista agreste y bastante aparente que se supera sin demasiados contratiempos. Tras un breve descenso, volvemos a ganar altura al Segundo Resalte de Salenques ( 3.148 m )(PD), y superando una sucesión de pilares de granito y buscando los pasos más practicables (II) se llega a la cima de Margalida (3.225 m )(PD).

Desde la cima se desciende a la brecha por una arista aérea (II/II+) hasta la brecha de Margalida ( 3.200 m ). El siguiente tramos de arista es aéreo pero más sencillo de recorrer (II-) y corona la cima de Tempestades ( 3.290 m ). El descenso a la brecha de Tempestades ( 3.202 m ) se realiza rodeando tres gendarmes, el primero por la izquierda y los siguientes por el flanco derecho (III).

Nos hallamos en la prestigiosa brecha de Tempestades ( 3.202 m ) y la cima del Aneto está ya cerca. Nos dirigimos por placas fisuaradas hacia una chimenea (III) que da paso a una fisura horizontal que permite alcanzar la siguiente brecha (III). La ñultima dificultad la impone un corto resalte (III) que da paso a la Espalda de Aneto ( 3.350 m ), desde donde ganaremos ya la cercana cima.

Por el Valle de Llosás (PD)

Dejamos el Refugio de Ballibier­na (1.950 m) siguiendo el río que viene del Este. La ancha y pedregosa pista se transforma en senda alcanzando el rellano de la Pleta de Llosás (2.220 m) (0,45) donde confluyen varias torrenteras. Proseguimos por la orilla izquierda del curso principal utilizando los espacios herbosos para eludir los canchales, hasta dar con el Lago de Llosás (2.490 m) (1,30).

Teniendo al frente (N) la barrera de cumbres donde destacan Aneto y Tempestades reemprendemos la marcha por la ruta del Collado de Llosás (NW), pero desviándonos de inmediato a la derecha (NE) para encaramarnos a la muralla situada sobre el lago. A partir de aquí progresamos (N) por labe­rintos de granito y neveros, trasponiendo una antigua morrena al alcanzar la base de la cara sur del Aneto.

Superados los últimos neveros y una eventual rimaya topamos con las pronunciadas canales que surcan la pared. Nos vamos a elevar por la central; no plantea otro inconveniente que la inestabilidad de la roca. Aparece des­pués a la derecha (E) una cornisa que se recorre en busca de otra canal, tam­bién empinada, fácil y descompuesta, la cual permite alcanzar los pedregosos corredores de acceso a la cúspide del Aneto (3.404 m) (PD) (4,30).

Esta vía cuenta con variantes de características similares. Como discurre por terreno poco estable es particularmente indicada para regresar, en cuyo caso se puede realizar una interesante travesía, combinando el ascenso por el Valle de Coronas con el descenso al Valle de Llosás.

Cresta Portillo de Coronas-Brecha de Tempestades (AD)

Se parte del Collado de Coronas (3.208 m) (3,15 de Ballibierna) escalando la erguida cresta que avanza hacia el SE. La roca es mediocre, tiene algún tramo delicado (III) y en el Paso de Mahoma coincide con el itinerario nor­mal del Aneto (3.404 m) (AD) (1,15).

Continuando por la cresta SE se alcanza sin contratiempos la Espalda de Aneto (3.350 m) (PD) (1,45) donde la arista se estrecha considerablemente. De improviso aparece un resalte corto y agudo (III). Se prosigue por la cresta hasta una brecha (III); aquí se abandona flanqueando (W) un espolón y utili­zando una fisura horizontal para atravesarlo por la izquierda. A continua­ción se baja una chimenea vertical con piedras sueltas (III), manteniendo el descenso, siempre a la izquierda, por placas lisas provistas de fisuras. Final­mente unas rocas fáciles conducen a la Brecha de Tempestades (3.202 m) (AD) (3,30).

El descenso por sus dos vertientes es delicado (AD) debido a la inestabili­dad de la roca y la habitual presencia de nieve o hielo en sus empinadas cana­les. Bajando directo al sur se enlaza con el itinerario de la cara meridional de Aneto, regresando por el Valle de Llosás a Ballibierna (1.950 m) (9,30 reco­rrido total). La travesía de este cresterío suele incluir el ascenso al Pico Tempestades, lo cual evita el comprometido descenso de la brecha.

Cresta de Llosás (AD)

Al igual que la Cresta de Cregüeña posee singular relevancia. Sus agujas superan también los tres mil metros. La aproximación comienza en Ballibierna (1.950), discurre por cualquiera de las vertientes y concluye en el Collado de Llosás (2.850 m) (2,00 por el Valle de Coronas y 2,30 por el de Llosás).

Una cresta poco complicada, suave y descompuesta, conduce a la redon­deada cima de la Aguja Argarot (3.035 m) (PD) (0,45). Para alcanzar la consiguien­te brecha se destrepan varios escarpes, topando al iniciar el nuevo ascenso con una placa erguida y lisa. Luego aparece un resalte formado por bloques inestables, seguido de un descompuesto tramo de cresta. Otra placa, aérea y vertical, permite ganar altura por unas fisuras llegando a la base de dos grandes bloques. La chimenea que los separa posibilita alcanzar el vértice de la Aguja Tchihatcheff (3.052 m) (AD) (1,45).

El descenso a la siguiente horcada, bastante angosta, se realiza en un rap­pel de 20 metros. Continuar por rocas inestables, permaneciendo en el flanco occidental de la cresta; es la tónica de la escalada hasta coronar la Torre Franqueville (3.065 m) (P.D.sup) (2,30). Al bajar a la brecha opuesta mejora la roca y disminuyen los obstáculos. El siguiente tramo de cresta es prácticamente horizontal, siendo factible soslayar los accidentes del terreno por el lado oriental. De este modo se llega a la Brecha Superior de Llosás (3.055 m) (PD) (3,30).

El recorrido prosigue bordeando por la derecha (E) unas agujas de nota­ble dificultad (IV a V). Al erguirse nuevamente la cresta es preciso remontar (III) la abrupta torre de la aguja Escudier ( 3.315 m ), volviendo a decrecer los obstáculos. Aún será preciso tras­poner la arista la Aguja Daviú ( 3.350 m ), alcanzando finalmente la cumbre del Aneto (3.404 m) (AD) (6,00) (8,00 de Ballibierna).

Accesos: Ballibierna ( 4h 30 min ); La Renclusa ( 4h 15 min ).

Catálogos

Imágenes

Tracks

La Besurta - Aneto - Aguja Daviu - Aguja Escudier calendar-icon10/08/2018
distance-icon7,557 Km duration-icon04:43 elevation-gain-icon1.599 m elevation-loss-icon162 m calendar-icon01/10/2017
user-imageMikel Larrañaga Romeo 14,83 Kb.
Refugio Llauset - Ballibierna - Portillo de Coronas - Aneto - La Renclusa - La Besurta - Portillon de Benasque - Hospice de France calendar-icon19/07/2017
distance-icon31,563 Km duration-icon16:36 elevation-gain-icon2.341 m elevation-loss-icon3.373 m calendar-icon16/07/2017
user-imageMikel Larrañaga Romeo 49,41 Kb.
Aneto - Corredor Estasen calendar-icon07/07/2016
distance-icon10,968 Km duration-icon09:57 elevation-gain-icon1.456 m elevation-loss-icon1.456 m calendar-icon03/04/2016
user-imageMikel Larrañaga Romeo 15,06 Kb.
La Besurta - Cresta Salenques - Tempestades - Aneto calendar-icon07/07/2016
distance-icon17,398 Km duration-icon21:44 elevation-gain-icon2.041 m elevation-loss-icon2.041 m calendar-icon12/08/2015
user-imageMikel Larrañaga Romeo 27,31 Kb.
La Besurta - La Renclusa - Portillones - Aneto - Aigualluts - La Besurta calendar-icon07/07/2016
distance-icon17,075 Km duration-icon12:11 elevation-gain-icon1.731 m elevation-loss-icon1.731 m calendar-icon08/08/2015
user-imageMikel Larrañaga Romeo 28,37 Kb.
Vallibierna - Aneto calendar-icon07/07/2016
distance-icon11,325 Km duration-icon06:17 elevation-gain-icon1.777 m elevation-loss-icon1.490 m calendar-icon07/08/2015
user-imageMikel Larrañaga Romeo 5,59 Kb.
Refugio de La Renclusa - Aneto calendar-icon07/07/2016
distance-icon12,653 Km duration-icon11:35 elevation-gain-icon1.411 m elevation-loss-icon1.411 m calendar-icon04/08/2015
user-imageMikel Larrañaga Romeo 25,06 Kb.
Baños de Benasque - Brecha de Alba - Ibón de Cregueña - Ibones de Coronas - Aneto calendar-icon29/09/2008
distance-icon29,512 Km duration-icon40:21 elevation-gain-icon2.465 m elevation-loss-icon2.465 m calendar-icon07/09/2008
user-imageJulio Asunción 923,77 Kb.

Comentarios

  • item-iconRafael Bartolomé
    El 17 de setiembre de 2017

    En efecto Javi, gracias por comentarlo.

    Finales de agosto y septiembre son fechas ya muy malas para el Aneto en la actualidad. Para empezar se debe conocer que es mejor ir por la cresta de los portillones, atentos a los hitos, que buscar el acceso clásico primaveral al portillón superior, porque sin nieve es una pesadilla. Y luego desde el portillón la morrena de piedras y bloques supera más de 1km hasta que se llega al glaciar, que es hielo negro durísimo. Los recorridos se alargan mucho y ya como se coleccione otros tresmiles (Daviú, Espalda, Abadías, Coronas,...) se baja de noche con frontal, no siendo nada fácil de encontrar la senda de vuelta al refugio de la Renclusa por las gradas rocosas que tan evidentes parecen de día.

    Como consecuencia aún se masifican más los meses de Junio y Julio, dado que con nieve los accesos son más sencillos y breves.

  • item-iconJavi Casas Gonzalez
    El 17 de setiembre de 2017

    Hice el aneto hace una semana y comentar que el glaciar esta muy peligroso ya que se esta descomponiendo y los crampones en esta epoca no clavan , es peor pasar el glaciar que el paso de mahoma.

  • item-iconAngel Gil Garcia
    El 26 de marzo de 2017

    Hola:

    Muy buen reportaje sobre esta montaña. Supongo que es una reestructuración de una reseña anterior. A mi parecer seria interesante constase tal dato en la reseña.