Ir arriba

Cartujo, Tozal del (3.151 m)

remove-icon
Javier Urrutia
Fecha Alta
09/10/2008
Modificado
01/11/2018
13

El Tozal del Cartujo, Tosal del Cartujo o Pico del Cartujo ( 3.151 m ) junto con los Tajos del Nevero ( 3.198 m ), los Tajos de la Virgen ( 3.242 m ) y el Veleta ( 3.396 m ) forman una barrera rocosa que encierra la antigua cuenca glaciar que da origen al río Dílar. El collado Elorrieta ( 3.094 m ), que toma el nombre del cercano refugio ( 3.185 m ) que se levanta en las inmediaciones de la cumbre principal de los Tajos del Nevero ( 3.198 m ), es la depresión que separa al Cartujo, como habitualmente es nombrado, de la última cima mencionada.

El Tozal del Cartujo ( 3.151 m ) prolonga el cordal principal de la Sierra Nevada en dirección SW por las cumbreras de los Tajos Altos hasta alcanzar el Cerro del Caballo ( 3.011 m ). No obstante en su vertiente Norte existen dos importantes ramales. El primero, es la llamada Cuerda de la Dehesa, que se incorpora desde el NW actuando de divisoria hidrográfica con el río Dúrcal. El segundo es menos significativo desde el punto de vista geográfico aunque goza de cierto prestigio entre los montañeros. Se trata de la arista Norte del Cartujo, que ofrece una escalada de escasa dificultad aunque interesante.

Dílar ha sido traducido de la lengua árabe como "Reina de las Aguas". Este nombre se aplica al curso fluvial y la población ( 879 m ) por donde primeramente tiene paso. Sus fuentes se ubican tradicionalmente en la Laguna de las Yeguas ( 2.905 m ), aunque de una manera más exhaustiva habría que colocarlas en la cara Norte de los Tajos de la Virgen, pues el agua que recoge la sierra en esta vertiente no sólo llena esta laguna, sino también los Lagunillos de la Virgen ( 2.952 m ), que se ubican a una altura algo mayor. En cualquier caso, son las aguas recogidas en la cuenca donde se ubican estas formaciones lacustres ( aunque las Yeguas es, en la actualidad, un embalse ), las que corren valle abajo socavando el profundo del Dílar, más de dos mil metros más abajo. Hacia los 2.600 metros de altitud tropieza con las instalaciones de ocio invernal de los Borreguiles de Dílar. En la sierra, el término Borreguil es aplicado a los pastos de altura, bañados por algún curso de agua creando un espacio húmedo incluso en los períodos más rigurosos del verano, cuando las alturas de Sierra Nevada se muestran particularmente secas. Entonces es posible percibir, entre el amarillo herbazal, hileras de color verdoso, siempre cerca de los cursos de agua, y que no son otra cosa que estos espacios que llamamos borreguiles.

Desde la Hoya de la Mora

El itinerario habitual desde los Albergues de la Hoya de la Mora ( 2.520 m ), gana altura por la carrera del Veleta y tras dejar atrás el monumento a la Virgen de las Nieves, tomaremos a la derecha ( 2.670 m ) el ramal de carretera que desciende a la estación de Borreguiles ( 2.650 m ).

Desde este lugar se remonta la pendiente (S) que nos conduce a lo alto de la Loma de Dílar ( 2.870 m ), dejando a la derecha el observatorio ( 2.882 m ). Perdiendo algo de altura (SE) hacia la Laguna de las Yeguas ( 2.905 m ) nos colocamos en el extremo opuesto de la laguna, donde un sendero se dirige a los lagunillos de la Virgen ( 2.945 m ). Flanqueando a media ladera (SW) los Tajos de la Virgen ( 3.242 m ) nos situamos en el amplio collado de Elorrieta ( 3.095 m ). Por la derecha podemos ganar la cumbre oriental ( 3.106 m ), y tras un breve descenso ( 3.094 m ), la cota principal del Tozal del Cartujo ( 3.151 m ), constituida por un pequeño grupo de peñas, coronando una pedregosa meseta.

Arista N.

La arista N. del Cartujo es una de las ascensiones de pequeña dificultad más clásicas de Sierra Nevada, es poco comprometida y los obstáculos más complejos pueden ser evitados mediante maniobras de contorneo evidentes lo que resta valoración a esta cresta. No obstante es un itinerario bello de fácil recorrido durante el verano.

Desde la estación de Borreguiles ( 2.650 m ), una carretera, que más adelante se transforma en pista, asciende a la loma de Dílar alcanzando la máxima altura ( 2.730 m ) a la derecha de la gran antena parobólica del observatorio astronómino. Luego desciende a los Borreguiles de Dílar ( 2.610 m ), donde, una vez cruzado el río Dílar, encontramos más telesillas, y en particular el que desde aquí asciende (ESE) al Veleta. Abandonamos la estación, atravesando (SW) los prados de la Virgen y salvando la regata del barranco del Medio, nos encaminamos hacia la base de la arista remontando sin sendero ni hitos, los canchales que nos separan de la misma.

La ascensión intenta buscar la dificultad en los sucesivos resaltes que van apareciendo en el filo de la cresta (II), aunque como se ha dicho pueden contornearse los parajes más complejos. Al alcanzar un espolón más agudo, es preciso destrepar por una cómoda chimenea (II) y remontar otra más inestable (II) para continuar hacia la cumbre por el aserrado filo de la arista (II), hasta un punto donde se suele realizar un pequeño rapel ligeramente volado, aunque es posible detrepar antes del mismo por el lado derecho. La última dificultad es un pequeño muro de media docena de metros (III), que puede ser contorneado por la derecha. Tras este obstáculo se llega andando a la cumbre del Tozal del Cartujo ( 3.151 m )(PD+).

Accesos: Hoya de la Mora ( 3h ).

Catálogos

Imágenes

Comentarios