Ir arriba

Mesa Sin Pan (974 m)

remove-icon
Javier Urrutia
Fecha Alta
23/04/2017
Modificado
23/04/2017
1

Peñarrubia, aunque se sitúa en los preludios de los Picos de Europa, es, a fecha actual, uno de los municipios más desconocidos de Cantabria, por su posición marginal con respecto a los accesos a la comarca Liebaniega. Sin embargo, no fue así en el pasado, cuando las rutas de comunicación habituales, las vía del comercio y de la minería o el correo discurrían por un valle hoy más deshumanizado. Es a partir del s.XIX cuando se comienza a considerar el tránsito carretera a lo largo de la angostura de La Hermida, hasta entonces reservada a los pastores, a los cazadores de rebecos y a los primeros exploradores de los Picos de Europa. La minería de la blenda empujó esta vía de comunicación con objeto de trasportar el mineral a la factoría de Reocín, junto a Torrelavega. Hasta entonces, los caminos de Liébana pasaban por Peñarrubia buscando los cuellos de Pasaneu y Taruey o Arcedón. Este último, es el paso más modesto de todos ellos, enlazando las localidades de Cicera y Lebeña. En esta última se ubica la conocida iglesia mozárabe de Santa María de Lebeña, citada ya en el año 924.

A un lado del collado y prado de Arcedón (971 m) queda la Mesa Sin Pan (974 m). La denominación, un tanto curiosa, no tiene que ver con algo que no debería faltar en ningún comedor, sino en ser una cumbre amesetada que carece, prácticamente, de collado diferenciador (pan). Hay que indicar, que sí que existe toda una serie de topónimos que reflejan la carencia o abundancia de ciertos alimentos: Casa Poco pan (Venta del Moro, Valencia), Mucho Pan (Longás, Zaragoza), o sin movernos de Peñarrubia, la casa Pocotrigo en Linares.

Desde Cicera (T2)

Abandonar Cicera (495 m) siguiendo las marcas blancas y amarillas del PR-S-3, que discurren por una pisa que se va apartando poco a poco del valle, ganando altura junto a las invernales de Juntalón (660 m). Tras un par de grandes lazadas y bajo el tendido eléctrico, el sendero deja el carretil y cruza el prado que conduce al collado Arcedón (971 m). En este punto podemos emprender el descenso hacia Lebeña, por las invernales de El Pando (640 m) y Lebeña (530 m). Existe también una variante del PR que, rodeando la Mesa Sin Pan (974 m), evita la subida final al collado de Arcedón.

Para alcanzar la cumbre de la Mesa Sin Pan (971 m) desde los prados de Arcedón sólo queda seguir la cresta (NW), sin sendero y discretamente arbolada en su mayor parte, coronando algunos pequeños relieves de arenisca antes de su punto culminante (971 m).

Desde Lebeña (T2)

El itinerario desde Lebeña (240 m) sigue el PR-S-3 en dirección a Cicera, dejando a la izquierda el collado (473 m) al pie del impresionante Cueto del Valle (705 m) y alcanzando las invernales de Lebeña (530 m) y El Pando (640 m) antes de rematar la ascensión al collado Arcedón (971 m ), desde donde se sigue la cresta (NW), algo incómoda, hasta la cima de la Mesa Sin Pan (974 m).

pdf-icon
8.823 kB
14/11/2019

Accesos: Cicera (1h 15 min); Lebeña (1h 45 min).

Catálogos

Imágenes

Comentarios