Ir arriba

Picu Urriellu (2.518 m)

remove-icon
Javier Urrutia
Fecha Alta
16/06/2008
Modificado
10/11/2017
102

Posiblemente la montaña más conocida de España y la más difícil dentro de las cumbres principales. Su nombre original es el de Picu Urriellu ( 2.519 m ), aunque normalmente esta denominación no resulta tan conocida para el público general. Sin embargo, ¿Quién no ha oído hablar alguna vez del célebre Naranjo de Bulnes?

El Pico Urriellu, el "Picu", es un gigantesco diente rocoso enclavado en el corazón de los Picos de Europa, en su macizo Central, que también se conoce con el nombre de Urrielles. Fortaleza natural inexpugnable, es como si estuviese constituido por una única y sólida roca desplomada sobre los 500 metros de su cara Oeste.

Historia

El nombre de "Naranjo de Bulnes" ha sido y sigue siendo origen de controversias. El geólogo, Guillermo Schulz Schweizer, en el siglo XIX estudia Asturias y los picos de Europa. Como resultado de sus investigaciones elabora algunos mapas topográficos y geológicos. En sus planos, por vez primera ( 1855 ) aparece citado el Picu Urriellu con la denominación de Naranjo de Bulnes, dentro del macizo que los naturales denominan "Urrielles". El origen de los topónimos Urriellu y Urrielles no está claro salvo su naturaleza prerrománica:

Por que me llamaís Naranjo, si naranjas no puedo dar
que me llamen Picu Urriellu que es mi nombre natural

Ya el Conde francés Saint Saud en 1892 había conseguido ascender a algunas cumbres de Picos de Europa, entre ellas la Peña Santa, por vez primera. Sin embargo, desistió intentar la ascensión al "Picu" por considerarlo inexpugnable.

La verdadera historia de esta montaña arranca con Don Pedro Pidal y Bernaldo de Quirós, marqués de Villaviciosa, que tenía los Picos de Europa como su cazadero de rebecos favorito. Su interés por cumbrar el bastión rocoso le llevó a estudiar con detenimiento la fisonomía de la montaña. Don Pedro quería subir el pico, quería subirlo antes que cualquier otro noble, geógrafo o alpinista extranjero. El sabía que Saint Saud estaba considerando la posibilidad de escalarlo, y disponía de experiencia, cuerda y guías.

Finalmente es el 5 de Agosto de 1904 cuando Don Pedro Pidal acompañado por Gregorio Pérez, apodado "El Cainejo", ascienden por vez primera a la cumbre de la montaña virgen. La ruta elegida arrancaba al pie de la cara Sur pero efectuaba una larga travesía ascendente con objeto de avanzar por la cara Norte.

La siguiente ascensión fue realizada en solitario por el alemán Gustav Schulze ( 1906 ) y abriendo un nuevo itinerario distinto. En esta nueva gesta, Schulze hizo uso de clavijas y descendió en rápel por la cara Sur. Hubo que esperar diez años para la tercera ascensión. La realizó Víctor Martínez Campillo, nacido en Bulnes pero residente en Camarmeña. Sube el 31 de Agosto de 1916 repitiendo el itinerario seguido por D. Pedro Pidal y G. Pérez. En el descenso retiró la cuerda abandonada por sus antecesores. El mismo Martínez sube en 1923 y deja una bandera española en la cima. En 1924 acompañado por Vicente Carrión asiende por una nueva ruta a la izquierda de la cara Sur ( Vía de Victor ). En 1925 repetiría la ascensión de esta vía con Angel Sopeña, y en 1926 llegaría a subirla tres veces más, dejando un buzón en la cumbre. Ese mismo año Agustín Pérez y «Facio» Sandía hacen su vía empleando en ello !12 minutos!. En 1928, Manuel Martínez Campillo ( primo de Víctor Martínez ) abre la vía del Paso Horizontal, a la derecha de la Cara Sur, que pasaría a convertirse en la ruta normal.

En 1928 tendría lugar una particular gesta. Andrés Espinosa subiría en solitario y sin cuerda haciendo cumbre en hora y cuarto. Sería la primera ascensión en solitario a nivel nacional.

La pasión por el Naranjo es transmitida por Victor a sus dos hijos: Alfonso y Juan, que en 1944 abren un nuevo itinerario directo por la cara Sur. Se trata de la "Directa de los Hermanos Martínez", que hoy por hoy se considera la ruta normal a la cumbre. Esta vía permitía subir a los clientes evitando la travesía del "Paso Horizontal", y, por tanto, era más segura para los segundos de cuerda. Alfonso Martínez llegó a alcanzar la cima del Pico al menos en 200 ocasiones. Indicar que en 1935 hace cumbre la primera mujer. Fue María Pérez, nieta de «El Cainejo» acompañada por su hermano Antonio y de Alfonso Martínez.

En 1954 se realiza la primera tentativa invernal sin éxito. En 1955, Pedro Udaondo, Jaime Cepeda y María José Aldecoa recorren la cara Este abriendo la vía Cepeda una de las más clásicas. Por primera vez participa una mujer en una "primera". Hay que esperar a un 8 de marzo de 1956 para que Angel Landa y Pedro Udaondo efectúen la primera ascensión invernal absoluta al "Picu". Para ello siguieron la vía abierta por Regil ( 1955 ) en la Cara Norte.

En 1962 se inicia un nuevo período en la historia del Picu Urriellu, pues los malogrados Rabadá y Navarro vencen, por vez primera, la temida cara Oeste ( M.D, A1 ). En el invierno de 1969, mueren los guipuzcoanos Ortiz y Berrio en el primer intento de asalto invernal de la cara Oeste. Estuvieron muy cerca de superar la ascensión. Los medios de comunicación se volcaron en esta tragedia. En febrero de 1970 una nueva tragedia conmociona los medios televisivos. Lastra y Arrabal son rescatados de la montaña, pero el segundo falleció en el hospital. La primera invernal a la cara Este se desarrolló en 1973 por Felipe Uriarte y Angel Landa.

Aproximación desde Sotres

El itinerario de aproximación habitual se inicia en Sotres ( 1.047 m ). Hay que descender por la carretera de acceso al pueblo hasta los invernales del Texu ( 880 m ). Se toma entonces una pista que gana altura hacia el collado Cuaceya ( 1.031 m ), donde pasa a la vertiente del arroyo Cañero. Continua luego hacia la majada del Roble ( 1.060 m ), finalizando poco después ( 1.110 m ). Hasta este lugar suelen llegar los coches. Desde este lugar un sendero se eleva hacia el amplio y herboso collado Pandébano ( 1.222 m ).

Continuaremos hacia la izquierda para llegar al refugio de la Terenosa ( 1.315 m ), donde arranca la senda que conduce al refugio de Vega Urriellu o de J.D. Ubeda ( 1.903 m ). Cruzando el collado Vallejo ( 1.550 m ), desde donde se obtienen las primera imágenes del Picu, la senda se estrecha, realizando, entonces, una aérea travesía por encima de las canales que descienden estrepitósamente hacia Bulnes. Con abuntante nieve este paso puede ser delicado. Continuando por el sendero llegaremos al refugio de Vega Urriellu ( 1.903 m )(2,30), al pie de la imponente cara Oeste.

Desde el refugio, circundando el Pico por el Norte y por el Este remontamos la pedregosa Canal de la Celada hasta el Collado del Carnizoso o de la Celada (2.227 m) (3,15). Teniendo la pared a la vista basta un corto ascenso sobre el Jou tras el Pico para situarse en el centro de la cara S.SE, precisamente a la izquierda de la lápida (3,30).

Cara Sur, Directa de los Martínez (D-)(300 m )

Fue ascendida por vez primera por Alfonso y Juan Tomás Martínez en agosto de 1944. Por ella subían a los clientes con mayor seguridad por lo que rápidamente se convirtió en la vía normal. Hoy en día se mantienen equipadas con parabolts las reuniones, que sirven, además, para realizar los rapeles en el descenso. Entre las reuniones apenas hay algun viejo clavo por lo que el primero de cuerda deberá buscar seguro en puentes de roca, fisuras y canalizos.

La vía arranca en el centro de la pared Sur, en la perpendicular de una oquedad visible unos quince metros más arriba, donde se emplaza la primera reunión. Si se lleva una cuerda suficientemente larga ( 70 m ) sería posible llegar de una vez hasta la sgunda reunión.

Tras unos primeros metros se llega a un canalizo vertical (IV+) que se puede asegurar con un friend. A continuación hay que desplazarse hacia la izquierda para alcanzar el característico nicho de la primera reunión, a quince metros del suelo. Desde este lugar saldremos en travesía hacia la derecha colocando los pies en una pequeña repisa para continuar unos metros a la derecha y subir una cuarentena de metros por canalizos (IV). Como alternativa se puede tomar más directamente una fisura en diagonal hacia la derecha para superar un muro con canalizos (V-). Después se sube con mayor facilidad (IV-) hacia el nicho donde se sitúa la segunda reunión. Este largo tiene unos 45 metros de longitud. El tercer largo supera una evidente grieta de diez metros de altura (III+) y nos coloca en el inicio de una laja. Aquí encontramos una reunión que se puede hacer o, si llevamos cuerdas de unos 50 metros podremos alcanzar la siguiente reunión. Si hacemos reunión en este punto estaremos en el cuarto largo de la escalada. Hay que subir por el diedro que forma la laja o algo más a su izquierda (III) hasta ganar su puntiaguda cumbre hasta situarnos ante un muro con canalizos aunque con pocos agarres. Se puede subir de frente (IV+), quedando la reunión a la izquierda, o bien cruzando en diagonal hacia la izquierda (IV) para situarse bajo la reunión.

El quinto largo, que antes no se hacía, es una trepada sencilla (III-) de unos 25 metros, que nos coloca en la última reunión, donde se suele hacer el primer rapel durante el descenso. Se han superado ya las principales dificultades. A partir de aquí se avanza por terreno sencillo (II) por el anfiteatro Sur. Una pequeña travesía diagonal hacia la derecha nos coloca en una canal (II) que permite alcanzar la cresta. Por la izquierda se gana la cima del Picu Urriellu ( 2.519 m )(D-).

El descenso se efectúa por el mismo lugar. Hay que andarse con cuidado de no despistarse en el anfiteatro Sur para localizar la línea de rápeles de bajada. El primer rapel se realiza en el largo quinto de la vía. Posee 25 metros y nos descuelga hasta el cuarto largo, encima del muro de canalizos. A continuación realizaremos un rapel de 60 metros hasta la segunda reunión. Con cuerdas más cortas se deberá hacer un rapel más en la tercera reunión. Desde la segunda reunión puede llegarse al suelo con cuerdas de unos 65 metros. Con menor longitud ( 50 m ) hay que efectuar otro corto rapel de 15 metros desde la primera reunión.

Vía Victor (D-)
Fue abierta por el guía Victor Martínez con objeto de subir de una forma más rápida a los clientes. Fue recorrida por vez primera en agosto de 1924, aunque su apertura fue anterior. Hoy en día constituye una alternativa a la vía Normal manteniendo, aproximadamente, el nivel de dificultad. Tras dos largos enlaza en la segunda reunión con la Directa de los Martínez.

Comienza a la izquierda de la vía de la Directa de los Martínez. Sube por una fisura y continúa hacia la derecha bajo un desplome anaranjado (IV+), para alcanzar hacia la izquierda una laja, donde se hace reunión. A continuación se cruza una placa con canalizos hacia la derecha (IV) alcanzando la segunda reunión de la Directa de los Hermanos Martínez. Continuar por esta vía hasta la cima ( 2.519 m )(D-).

Vía del Paso Horizontal (D-)

Hasta la apertura de la Directa de los Hermanos Martínez ( 1944) fue la vía Normal. Su nombre se debe a una travesía de 40 m. que enlaza con el tercer largo de esta última vía, bajo el diedro-laja. Fue efectuada por Manuel Martínez en solitario en 1928. La vía arranca a la izquierda del espolón de la cara Sur, a la derecha de la Directa de los Martínez y alcanza un desplome. Hasta este lugar llego Schulze en 1906 buscando una ruta hacia la cumbre, pero al encontrar el desplome desistió y probó por la cara Norte.

En el desplome se inicia una travesía de 40 metros hacia la izquierda buscando la reunión en la base de la laja (IV-). La continuación se realiza por la Directa de los Hermanos Martínez.

Vía Teógenes Díaz (D+)

Esta ruta sigue la vía del Paso Horizontal, pero al llegar al desplome, lo supera en artificial (A1) y continua hasta el anfiteatro, realizando reunión junto al agujero de la vía Cepeda. Desde aquí podemos subir hacia la izquierda (II) hacia la cresta que lleva a la cima, o bien remontar el contrafuerte de la cima oriental (IV), para continuar por la fácil arista hasta la cima ( 2.519 m )(D+).

Cara Este, Vía Cepeda (MD-)( 350 m )

La vía se inicia a la izquierda de una grieta en forma de "Y" muy característica que posee la cara Este.

Una fisura da inicio a la vía que nos lleva con facilidad (III,III+) a la primera reunión. A la derecha se toma una gotera (IV) y nos aproximamos a la "Y" donde se encuentra la segunda reunión. Seguimos por la placa y se supera una chimenea (IV+) que superada conduce (III) a la cumbre de la "Y", donde se hace reunión. Encima de la reunión se ataca un diedro seguido de un pequeño desplome (V-). En el quinto largo se toma una terraza a la derecha y subimos a la cumbre de una lastra de piedra escalando sobre rocas descompuestas (IV-). Luego nos vamos a la izquierda (II) y realizamos la quinta reunión. El sexto largo cruza el nicho y asciende por la izquierda en busca de la reunión (II). En el séptimo largo se escala un diedro a la izquierda (IV+) y se sigue por una placa cubierta de canalizos. Al final nos vamos a la derecha a una terraza, y encima encontramos la reunión. El octavo largo es el clave. Salimos de la reunión y acometemos el paso (V+,A0) llamado "rompetobillos", muy pulido y que puede efectuarse con la ayuda de un estribo (A1). Tras el paso se accede (IV+) al agujero que da paso al anfiteatro de la cara Sur. Aquí puede efectuarse un largo más (IV) o trepar por el anfiteatro (II) hacia la cumbre.

Cara Norte, Vía Pidal (D) ( 300 m )

Hoy por hoy esta vía apenas es practicada. Con la celebración del primer centenario de la ascensión del Naranjo de Bulnes, esta vía se recuperó de su olvido.

Se inicia a la derecha de la cara Sur con una larga travesía hacia la cara Norte (III y IV ). La mayor dificultad consiste en atravesar una placa lisa de más de 150 metros y que recibe el nombre de La Llambralina (IV-,III). En tres largos se llega a un hombro y la ascensión sigue por la arista (IV, IV-) que conduce a una chimenea (IV,IV+) donde existe una panza formada por una gran roc que bloque la grieta. Se trata de la panza de la burra (V-,V), que es el paso clave de la ruta ( Pidal y Cainejo lo realizaron mediante un paso de hombros ). La Panza da paso a otro largo (IV) y el terreno comienza a declinar poco a poco (III) para terminar en una trepada (II) hasta la cima.

Caras Este y Norte, Vía Schulze (D-)(300 m )

Los tres primeros largos son los de la Cepeda. En el cuarto se hace una travesía a la derecha (IV). El siguiente largo sigue la travesía y asciende (IV) hacia la gran cornisa de la cara Norte que se recorre con facilidad (I). Al final una travesía (IV-) nos sitúa en la Pidal por donde se sigue hasta la cumbre.

Cara Oeste, Murciana 78 (ED-)(500 m)

Vía que recorre la parte central de la cara Oeste siguiendo un trazado bastante directo hasta la cima.

La vía arranca a la derecha de una laja ( llamada Laja Ifach por su semejanza al peñón que se eleva sobre las aguas del mediterráneo ). El primer largo (L1) sube a la cima de la mencionada laja (V-). En el segundo largo (L2) salir en travesía hacia la derecha (dos clavos)(6a) y escalar luego directamente una chimenea sin protecciones (V+) para salir a la izquierda a la reunión. El largo tercero es difícil (L3). Hay que subir hacia el desplome (Ao), auxiliados por los puentes de roca, algun clavo y friends adicionales (A2), ya que su realización en libre es bastante difícil, hasta alcanzar una fila de parabolts (Ao/A1) que nos depositan en la siguiente reunión. En el cuarto largo (L4) se sigue la línea de parabolts (Ao/A1) hasta un paso en libre complicado (6a) y luego más fácil (V+) hasta la siguiente reunión.

El quinto largo sale a la derecha siguiendo los parabolts y tras un corto paso (V+/Ao) se continúa por terreno fácil a la reunión. En el largo sexto, se sube recto (IV+). Hay puente de roca donse situar seguros intermedios hasta topar con una laja bajo la cual se sitúa el primer parabolt. Subir por el lado izquierda de la laja y finalmente cruzarla por su mitad hasta salir a la reunión ubicada en una repisa a la derecha (IV+). En el séptimo largo salir hacia la izquierda y subir por una pared provista de numerosos agujeros hasta la llamada "Y pequeña o el guante de boxeo", que se supera por una panza en el lado izquierdo (6a).

El octavo largo parte de la "Y pequeña" superando una serie de chimeneas hasta una repisa (V+). Por la derecha, se recorre una fisura que desemboca en la reunión. El noveno largo (L9) asciende hacia la derecha por terreno fácil pero poco evidente (IV) hacia la parte inferior de la llamada "Laja España", así denominada porque su forma es la del mapa de España. Al final una corta travesía a la izquierda (V+) nos situará bajo esa laja, donde se encuentra la reunión (R9).

Iniciamos el largo décimo (L10) escalando el diedro que forma la laja España, soldada literalmente a la pared (V). Luego una travesía ascendente hacia la derecha conduce al reunión, justo encima de la laja. El largo undécimo (L11) no es evidente. Sigue hacia subiendo hacia la derecha (V) y luego de frente hasta la reunión (R10). El último largo de la vía es el duodécimo (L12). Remontar un muro agujereado hacia la izquierda y tomar una fisura y seguirla hasta una repisa (R12). Desde aquí sólo queda caminar hasta la cima del Picu Urriellu ( 2.519 m )(ED-).

Accesos: Sotres-Ref. Vega Urriellu ( 3h ); Ref. Vega Urriellu ( 3h ).

Catálogos

Imágenes

Comentarios