Ir arriba

Track section

Azparren-Baxa-Ixtarri-Lapitze-Larreki-Las Saleras-Azparren
Roberto Gil Alonso
Fecha de realización
12 de mayo de 2014
Fecha de subida
25 de enero de 2018
Duración
07:44
Tiempo Detenido
No definido
Visto
12263 veces
Nivel de Ruido

Imágenes

Azparren-Baxa-Ixtarri-Lapitze-Larreki-Las Saleras-Azparren

Para la fama que tiene este monte la verdad es que apenas encontré dificultades. De hecho la zona más cerrada son los últimos metros, que coinciden con la vía normal. Se aprovechan viejas sendas, desbrozadas y señalizadas por los cazadores, que suben por la cara norte del monte, desde el antiguo emplazamiento del despoblado de Orai. Hasta este despoblado llega una sendero local desde Azparren que es el que yo seguí. Hay un punto del itinerario de subida en el que la senda termina en una pequeña explanada y hay que acometer un repecho duro sin senda pero por un corredor desbrozado por los cazadores que lleva a otra senda horizontal que se sigue hacia la izquierda. Si se sigue subiendo a derecho se llegaría justo debajo de la cumbre, pudiendo tomar una senda hacia la izquierda que empalma con la ruta normal en los últimos prados previos a la cumbre.

De todas formas recomiendo seguir el track que es más llevadero. La senda escogida lleva a un collado, desde el cual sale una sendita que en dos minutos nos lleva a la cumbre de Burukain (1084 m). La senda prosigue en ascenso suave y hay un momento en el que se la puede abandonar para salir a lo cimero del cordal y empalmar con la ruta normal. Si siguiésemos la senda esta nos llevaría igualmente a la ruta normal pero dando algo más de rodeo.

La ascensión al Lapitze, también inédita, se hace por la borda de Ramonekoa. Hay que buscar a la izquierda de las ruinas una entrada entre los espinos que da paso al hayedo, por el cual se avanza sin complicaciones hasta las rocas de la cumbre.
La bajada hacia el collado de Zaburri es un poco complicada porque los caminos han desaparecido y además hay que saltar una valla. Para subir al Larreki hay que buscar el paso de La Gallinica, una canal oblicua sin dificultades especiales, pero muy obstaculizada por los bojes.

La cresta del Larreki es bastante regular pero incómoda de recorrer por el matorral. Por último la ascensión a Las Saleras tiene su punto de dificultad en sus metros finales, por lo cerrado de la vegetación y lo irregular del terreno.

Comentarios