Gora

Puig Cornador (1.229 m)

remove-icon
Hector Ugalde Rojo
Sarrera data
2014/08/22
Aldatze data
2014/08/22
5
Esta excursión ofrece un bonito recorrido circular que nos permitirá visitar lugares emblemáticos de la sierra de Vinyoles. Edificaciones civiles como la de Portabella, religiosas, como las de Santa Margarida de Vinyoles i Sant Martí, militares, como la del Castell de Guárdia...También se pasa junto a una estructura natural, Roca de Pena, que parece ser el topónimo que ha dado lugar al nombre de Alpens...

Desde Alpens

Saldremos de Alpens ( 864 m ) siguiendo la carretera BP-4654 hasta el Km.15,500, más o menos y encontraremos un desvío a la derecha. Tomaremos este camino y dejaremos el asfalto.

Todas las distancias que se indicarán tendrán como referencia este punto. Al cabo de 160 metros de caminata pasaremos por Torrats y seguiremos caminando por la pista hasta llegar a la roca de Pena, curiosa pared granítica al borde de la pista. Seguiremos caminando por la pista principal hasta que después de recorrer 1.300 metros encontramos un sendero que se va por la izquierda de la pista, marcado con señales de pintura y que sube hacia la vegetación. Dejaremos la pista y continuamos por el camino hasta que los 1.900 metros salimos de nuevo a otra pista. La seguiremos por la izquierda durante unos 80 metros ya que volveremos a subir por un sendero que encontraremos a la derecha y que deja la pista por la que venimos. Así pues, dejamos la pista y seguimos por el sendero para llegar al coll Tallat, importante cruce de pistas que encontramos cuando ya hemos caminado 2.700 metros.

Aquí ( 1.144 m ) veremos un poste indicador con varias opciones. La que nos interesa es la que conduce hacia el Puig Cornador. Este sendero sube fuerte pero no es muy largo ya que en 300 metros nos presentamos en la cima ( 1.229 m ).

Bajaremos por el mismo camino hasta el coll y desde aquí seguiremos por el sendero, muy poco definido al comienzo y que sube por entre las pistas (la pista de la derecha también es buena) y así llegaremos a Santa Margarida de Vinyoles. Habremos hecho más o menos 4.400 metros de caminata hasta ahora. Seguiremos por el camino que encontraremos en la parte de atrás de la iglesia y después de 100 metros saldremos a una especie de plaza donde vemos una pista que sube por la izquierda y otra que sigue recta. De esta última nos olvidamos. Debemos hacer unos cuantos metros por la pista de la izquierda, muy pocos. Nos tenemos que fijar a nuestra derecha para encontrar una piedra con señales de pintura de G.R. que marca el inicio del sendero que debemos seguir. No es difícil de ver, pero hay que estar atento. Habiendo tomado ya el sendero nos encontraremos en medio de un hayedo muy bonito y caminaremos en sentido noreste y cuando hayamos hecho 5.500 metros llegaremos al collado de la Baga ( 1.121 m ). Aquí seguiremos por la derecha y bajaremos por buen camino hasta que una vez recorridos 5.800 metros encontramos un sendero que por la derecha abandona la pista. Encontraremos también señales de pintura amarilla. Continuaremos por este camino y bajaremos decididamente hasta llegar a Sant Martí, cuando hayamos hecho 6.000 metros de recorrido. Cuando podamos deberemos buscar el acceso a la pista que sigue en dirección oeste por detrás y un poco por debajo de Portavella, que es el mas que veremos a la derecha según nuestro sentido de marcha. Transitaremos por esta pista obviando los posibles desvíos hasta llegar, después de 9.000 metros de paseo, al collado del Mercadal. Iremos en dirección W. hacia el Puig-empí, haciendo caso de las indicaciones del poste que encontraremos en el collado. A unos 250 metros de este poste nos encontraremos un desvío a la izquierda. La idea original de este paseo era bajar hasta Alpens por aquí, pasando por el Grau de l' Olla, el Massot, Enfruns, la fuente de Palmerola y el collet de la Batallola, pero a la altura del grau de l' Olla perdí el camino y no supe continuar, así que di la vuelta. Esto no quiere decir que no se pueda hacer esta opción, ya que los mapas está. Como ya he dicho, haciendo un pequeño rodeo volví a salir a la pista por la que venía del collado de Mercadal y llegué al Puig-empí. De aquí seguimos por la pista principal en bajada hasta encontrar de nuevo el punto en el que dejamos la pista para hacer la subida al coll Tallat, así que deshaciendo el camino volví a pasar por la roca de Pena y Torrats. Aquí, sin embargo, en vez de volver de nuevo por la carretera fuimos por el sendero para visitar el Oratorio y volver al coche.

Accesos: Alpens ( 1h 30 min ).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak