Gora

Mota, La (1.649 m)

remove-icon
Txomin Uriarte
Sarrera data
2015/05/22
Aldatze data
2018/07/08
1

Mota es una cumbre salvaje de la sierra de Almijara y Alhama, en la zona del cerro Lucero. Está al N, un poco separada del cordal principal que va desde Rajas Negras hasta Lucero. El camino de subida sigue el mismo itinerario que va desde el puerto del Blanquillo hacia el Lucero. El trozo final, sin camino y trepando entre grandes bloques de piedra, se hace muy duro.

Para acceder al puerto del Blanquillo se va desde Canillas de Albaida, saliendo de la ermita de Santa Ana, mudéjar del siglo XVI, por la carretera que va a la Fábrica de Luz, y dejando luego a la derecha la carretera que va a los Alamillos. Por el centro empieza la pista de 10 km que sube al alto del Blanquillo, desde el que se ve la vertiente S de la sierra. Por esa vertiente llega el sendero que viene desde Cómpeta, subiendo por el arroyo de los Pradillos.

Desde el puerto del Blanquillo

El puerto del Blanquillo (1.208 m) es una curva de la carretera, de izquierda a derecha, característica por el color blanquecino que le confieren las rocas y la arena. De allí parte un sendero estrecho, muy pendiente, muy bien balizado, que pasa bajo un pinar de repoblación.

En el alto está el puerto de Cómpeta (1.404 m) (0,25). Bajando un poco nos encontramos en un paisaje alucinante: una antigua cantera de mármol, con sus piedras talladas, sus casetas y maquinaria de trabajo, custodiada por un empleado para evitar los robos. En la ancha pista que tomamos para descender, encontramos a la derecha la fuente Barrera, de generoso caño. Bajamos por la pista que sigue el curso del río Añales.

Al cabo de 1 km, hay un cruce a la derecha (1.324 m) (0,35), con un puente y un cartel señalando el canino del Lucero. Dejamos la pista y subimos por el camino hasta el collado de la Mota o de Puerto Llano (1.543 m) (0,55). Allí abandonamos el camino principal que sigue hacia Lucero y subimos a la izquierda sin camino, por entre peñascos. Es un caos de grandes rocas que constituye la arista de la cara S. Llegamos a una falsa torreta cimera desde la que avanzamos por unos bloques protegidos por espinos. Francamente incómodo. El único consuelo es que es una subida corta, unos 100 m de desnivel, y bastante rápida.
Hay un cairn en la cumbre del cerro de la Mota (1.649 m) (1,35), que en los mapas del catastro se llama cerro Lucero. Las vistas se concentran al S en los vecinos Lucero y Lucerillo y al N en las laderas de la cara S de Maroma.
Para descender, volvemos a un portillo importante por el que hemos subido y desde el que vemos que la bajada por la cara SSW es sencilla. Es una cómoda pedriza que nos deja en el fondo de la vaguada, desde la que subimos un poco para alcanzar el camino principal de ida a Lucero (2,00), entre el collado de la Mota y el cruce en el que están el puente y del cartel. Pasando por la cantera de mármol, llegamos al puerto del Blanquillo en menos de una hora.
Evidentemente esta ascensión puede completarse con la subida al Lucero, que constituye normalmente el objetivo principal de la excursión, o con la subida al cerro de Lucerillo (1.687 m).

Accesos: Puerto del Blanquillo (1 h 35 min ).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak