Gora

Endihuela, Cerro de la (1.277 m)

remove-icon
Javier Urrutia
Sarrera data
2016/02/12
Aldatze data
2016/02/16
5

El cerro de la Endihuela ( 1.277 m ) se eleva por encima del despoblado de Avellaneda ( 1.095 m ), sobre la margen derecha del río Vadillos.

Avellaneda, al pie de Monte Real, es uno de las muchas y últimas (1981) aldeas de Cameros que ha sido abandonada. Una pista permite acceder al despoblado desde Vadillos ( 928 m )( 4 Km). Aunque hoy en día resulte extraño ante lo que podemos observar al recorrer las tierras de Cameros, lo cierto es que durante siglos ha experimentado una prosperidad muy superior a la de los pueblos del valle del Ebro. La ganadería trashumante fue, entonces, el motor económico que impulso la vida de los cameranos. El auge de la manufactura textil de la lana entregó entonces largos periodos de bonanza a estos perdidos valles del sistema ibérico. Sin embargo, a partir del s.XIX los viejos telares cayeron en la obsolescencia en desventaja con el surgimiento de la nueva industria textil. La ganadería sufrió entonces una caída continua y sin frenos, de tal modo que ya entrado el s.XX, el número de cabezas de ganado lanar había experimentado una reducción alarmante. Fue entonces, cuando se inicia el éxodo buscando la prosperidad en el valle del Ebro, en otros lugares de España o en América. Tras la posguerra, vinieron años de hambre y penuria. En 1950, España sigue sin levantarse de la crisis tras la guerra civil y el establecimiento del nuevo régimen político del general Franco. A partir de esa fecha, España empieza a abrirse al mundo, creando relaciones diplomáticas y generando el interés  extranjero por la inversión industrial y el turismo. Se habló entonces del fenómeno conocido como el milagro español. Se generaron puestos de trabajo en las nuevas industrias y en los nuevos destinos turísticos. Las fábricas se empezaron a nutrir de la mano de obra procedente de ese éxodo rural que ya hemos comentado. Los nuevos obreros debían entonces acceder a una vivienda de la cual no disponían, y en las ciudades se crearon nuevos barrios para albergarlos. Esto a su vez genera nuevos empleos en la construcción. Además hay que equiparlos con una red comercial que crea nuevas oportunidades de negocio y la necesidad de crear más servicios. La prosperidad de las ciudad efectúa un efecto de succión sobre los pueblos, iniciándose un rápido abandono. En las aldeas ya sólo queda la población envejecida, y, cuando estos desaparecen…


¡ Cameros ¡ Patria Chica “Casa Sagrada”
Tu nos recuerdas los objetos más queridos, el periodo más dulce de la vida
Si algún día tus paredes se derrumbasen, aún tus ruinas serían benditas,
Tus escombros melancólicos despertaran siempre los más entrañables recuerdos.


( … se puede leer en una de las casas de Avellaneda )

Desde Avellaneda

Desde Avellaneda ( 1.120 m ) la cumbre queda justo en frente al otro lado del barranco. No existe un camino bien definido para alcanzarla. Desde las ruinas del pueblo, donde la naturaleza intenta recuperar su espacio, se puede bajar al fondo del río Vadillos ( 1.066 m ). Para ello hay que buscar la traza de los senderos abiertos por los caballos que transitan libremente el lugar. Al dar con el arroyo hay que trasponer una alambrada y cruzar el cauce por nuestros medios. En la orilla opuesta una ladera empinada con partes cubierta por vegetación rala y zonas terrosas erosionadas permiten coronar el cerro de la Endihuela ( 1.277 m ). Es un buen y gran mirador de la zona.

Siguiendo el cordal (E) se puede enlazar con la cima de Portezuela( 1.516 m ), al N de monte Santiago o La Modorra ( 1.644 m ).

Accesos: Avellaneda ( 1h ).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak