Gora

Gorra, La (460 m)

remove-icon
Itziar Lazurtegi Mateos
Sarrera data
2010/06/20
Aldatze data
2018/01/10
8

Saliendo de Arguedas en dirección a Tudela, unos 400 m después de pasar una gasolinera, se toma un desvío a la izquierda lleva al Parque Natural y Reserva de la Biosfera de las Bardenas Reales (está indicado). Después de 10,500 km de asfalto se llega al Polígono de Tiro y se gira entonces a la derecha por la pista de todo-uno que bordea las instalaciones militares. Tras otros 10,200 km se llega al Rincón de las Rallas (350 m) donde hay sitio para aparcar.

Desde el Rincón de las Rallas

Se parte en dirección N.N.E por la Cañada Real de los Roncaleses, la vía trashumante más importante que atraviesa las Bardenas y que aún hoy en día es utilizada por los pastores para llevar los rebaños de los pastos de invierno a los de verano. En el inicio hay una señal de prohibido el paso para vehículos. La Cañada deja primero a la izquierda (W) el cabezo de Sanchicorrota (425 m) y se adentra posteriormente entre las paredes profundamente modeladas por la erosión de La Ralla (498 m) que queda a la derecha y El Rallón (493 m) que se perfila a la izquierda. Las vistosas paredes van cerrándose a medida que se avanza conformando un pequeño desfiladero.

La vía pecuaria deja a la izquierda (W) el desvío que permite ascender al Rallón (403 m)(0,30) y continúa hacia el NW saliendo del desfiladero de la Ralla. La panorámica se abre hacia la depresión de la Bardena Blanca, destacando la vista sobre el mítico Piskerra (472 m) que queda a la izquierda mientras que a mano derecha aparece Angarillones (489 m) coronado por un vértice geodésico.

Siguiendo la Cañada, se pasa junto a la Balsa de Monteartea (387 m)(1,15) desde donde ya se distingue al fondo la Gorra (460 m), sobresaliendo sobre los blanquecinos cortados, con la característica forma que le da nombre.
Desde la balsa se continúa (N) unos 2 Km más hasta justo después de sobrepasar el prominente monolito de la Gorra, momento en el que se abandona la vía trashumante para dirigirse (W), sin senda definida, hacia el fondo de un pequeño anfiteatro que forman las últimas estribaciones de las paredes de la Gorra. La base del ascenso puede parecer algo complicada por la presencia de tierra y bloques de arenisca desprendidos, pero la subida es relativamente sencilla aunque haya que usar las manos en alguna ocasión. Desde la base trepamos al NE y pronto giramos al S.E para salir al borde de los cortados. Una vez arriba, no hay más que recorrer el filo de la arista para culminar la ascensión (460 m)(2,00).

Siguiendo por el borde hacia La Plana de La Gorra (SE) se disfruta de unas vistas excelentes sobre los cortados y sobre una gran parte de Las Bardenas. En esta dirección se puede alcanzar otra cota (461 m) (2,15) (ED50 30T 630695, 4677794) que, aunque es un metro superior en altura, no tiene el interés de la Gorra (460 m) por estar algo retranqueada del borde y apenas sobresalir del plano donde está situada.

Notas: El recorrido por el filo de los cortados, tanto antes como después de alcanzar La Gorra, no tiene mayor complicación pero puede resultar delicado para personas con vértigo. En la cima hay muy poco espacio y conviene no acercarse al borde ya que hay partes en voladizo que podrían jugarnos una mala pasada. En caso de viento o lluvia se recomienda dejar la ascensión para otro día.

También es posible acceder a la base de la Gorra desde el N., siguiendo la Cañada Real de los Roncaleses desde El Paso.

Accesos: Desde el Rincón de las Rallas (2h) (2h 15 min hasta la cima S.).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak