Gora

Gavarra, Puig de La (1.059 m)

remove-icon
Marc Bota Alsina
remove-icon
Hector Ugalde Rojo
Sarrera data
2014/04/18
Aldatze data
2014/04/18
1
En el extremo noroccidental del Alt Empordà encontramos una zona de montañas escarpadas que nos recuerda la morfología de la Alta Garrotxa. De hecho, pasearemos por la zona límite entre el Empordà, la Garrotxa y el Vallespir, siguiendo la Serra de Bach Grillera que eleva sus cumbres de E. a W., en el término municipal de Maçanet de Cabrenys. Por su situación, ofrece unas vistas excelentes hacia el Macizo de Les Salines, Canigó, Bassegoda y también hacia L' Albera y el Cap de Creus.

Hay que indicar que la cartografía marca esta cima como el Puig del Castell de Bac de Grillera, tanto en las ediciones del I.G.N. como en el I.C.C. pero la información local de Maçanet de Cabreny nos señala que la denominación más apropiada es Puig de la Gavarra: " Hoy nombre de la montaña que se encuentra al SW del término de 1.060 m de altitud. La etimología indica un origen vasco gaparra que significa "zarza".

Desde el Col dels Horts

Saliendo del Coll dels Horts ( 770 m ), en la carretera que une Maçanet de Cabrenys con Costoja, iniciaremos la ruta hasta el Mas dels Horts y La Fiola, desde donde nos esperará el desnivel más importante de la jornada hasta la cima del Puig de la Gavarra ( 1.059 m ), donde hay un vértice geodésico. Siguiendo la cresta nos acercamos al Castell de Bac de Grillera ( 1.017 m), segunda cima del día y al que accederemos con una corta trepada y un tramo equipado con cadenas. Continuando por la misma cresta hacia levante llegaremos a la ermita de la Virgen del Fau , en el extremo de la cresta. A partir de aquí bajaremos hasta la pista que nos llevará de nuevo al Coll dels Horts. Es un itinerario corto y con poco desnivel pero se recomienda hacerlo en el sentido inverso a las agujas del reloj ya que, de este modo, el tramo de cadenas y la trepada se hace hacia arriba.

Empezamos a pie de carretera GI -503 que une Maçanet de Cabrenys con Costoja. El punto de inicio lo encontramos en el Coll dels Horts ( 770 m ). Junto a un pequeño aparcamiento , nace una pista ancha que seguimos durante unos metros. En la primera bifurcación de caminos, nos desviamos a la derecha para comenzar la ruta circular. Más tarde, volveremos por la otra pista. En la segunda bifurcación de caminos, volvemos a tomar el camino de la derecha. En realidad, ambos llevan el Mas dels Horts ( 713 m ). A unos metros al NW del Mas dels Horts se encuentra la ermita de San Cristòfol dels Horts (s.XI).

Dejamos el Mas dels Horts por el sendero señalizado con marcas amarillas. El sendero desemboca en un prado con las ruinas de la masía de la Fiola ( 798 m ) y el cerro homónimo que se alza detrás suyo. A partir de este momento comienza el tramo más duro del ascenso por un sendero bien marcado. Siguiendo la cresta llegamos al primer pico del día, el Puig de la Gavarra ( 1.059 m).

Tras coronar el Puig de la Gavarra ( 1.059 m ) nos dirigimos al Castell de Bac Grillera, más bajo pero de silueta más arisca. Vamos por la cresta hasta encontrar un primer paso equipado con una cadena que nos permite superarlo. Después de la cadena, toca encarar la parte final del ascenso al Castillo de Bac de Grillera. Si la cadena anterior era innecesaria, las que encontramos ahora sí son de gran ayuda hasta coronar el Puig del Castell de Bac de Grillera (1.017 m ).

Según la referencia local se trata del conocido corte que hace la sierra de Fau, consiste en una peña que hace tres prominencias; la oriental es el más escarpado y tiene una pared de 35 m. En esta roca de levante los nativos de la región, un siglo atrás aseguraban la existencia de una pared de una fortificción y otros vestigios, lo que refuerza la posibilidad de haber existido una torre de vigilancia anterior al s.X; y que habría tenido relación con las fortificaciones cercanas de Halcón y Arget.

Siguiendo la cresta, siempre acompañados por las marcas amarillas , pasamos por otro lugar realmente curioso; se trata de las rendijas del Fau. Más allá de las rendijas pasamos el Coll del Fau ) 927 m ) y seguimos recto hasta la ermita de la Virgen del Fau (957 m ), situada en el extremo de la cresta.

Para empezar el descenso hay que volver hasta el Coll del Fau y girar a la derecha por un sendero cómodo, hasta llegar a una gran encina , donde encontramos la Font del Fau. A partir de aquí sólo falta seguir la pista que pasa junto la masía del Bac y la masía de la Gabarra, en mejores condiciones que el anterior. Volvemos a la bifurcación de caminos conocida. Aquí se acaba la circular. Sólo tenemos que seguir la pista hasta la carretera del Coll dels Horts ( 770 m ).

Desde Pincaró

La sierra del Bac de Grillera es un espacio incluido en el E.I.N. de la Alta Garrotxa, a pesar de pertenecer a la comarca del Alt Empordà. Esta zona es también conocida como las Fragas del Empordà. Se encuentra en la cabecera del valle de la Muga, entre Maçanet de Cabrenys y Albanyà, en el extremo noroccidental del Alt Empordà. La cresta de esta sierra, que sube por encima de los 1000 metros, es escarpada y un poco aérea, ofreciendo vistas, cuando el ambiente es limpio después de la tramontana, soberbias ... Hacia el Canigó, el Bassegoda, y incluso, el mar, en la bahía de Roses.

El recorrido aquí propuesto se extiende por tierras muy accidentadas, con grandes acantilados y altas crestas, además de lozanas hondonadas y caudalosos ríos. También, para aquellos que las sepan apreciar, importantes vestigios románicos. El camino se encuentra señalizado en casi su totalidad, pero donde no hay señales, el camino se intuye bastante bien. Hay un tramo con tal cantidad de señales que incluso hace daño a los ojos. El corte que va de la Paradell hasta el cuello Sabassa está sobresaturado de marcas de pintura roja. Es el despilfarro más bestia que he visto nunca.También creo que hay que decir que el recorrido es recomendable hacerlo en el sentido horario ya que así, los distintos tramos de cadenas que encontraremos durante el recorrido los haremos de subida y hay que decir que los primeros tramos se podían haber ahorrado, pero la cadena del tramo de trepada para subir a la cima del Castell del Bac de Grillera ayuda ... y mucho.

Para hacer la aproximación al punto de salida se recomienda utilizar un vehículo todo terreno, no necesariamente 4x4. La pista que se utilizará no es adecuada para vehículos con poca distancia libre al suelo. No es que se encuentre en mal estado, pero con un coche normal quizás el propietario sufra un poco...

En primer lugar tendremos que dirigirnos a la población de Albanyà. Una vez hemos llegado, cruzaremos todo el municipio en dirección al camping Bassegoda Park. Pasaremos de largo este camping y llegaremos a un punto en el que debemos abandonar la pista por la que transitamos y nos dirigimos a Sant Bartomeu de Pincaró. Unos kilómetros más adelante llegamos al Coll de Pincaró ( 517 m ), lugar en el que la pista se bifurca. Dejaremos la pista que sigue recto y se dirige al Coll de Bassegoda y seguiremos por la de la derecha, en dirección a Sant Bartomeu de Pincaró. Finalmente, y antes de llegar a la ermita, encontraremos un lugar al que la pista hace una especie de isla con un árbol en medio. A la derecha sale una pista barrada con una cadena. Es aquí donde debemos aparcar ( 421 m ).

Ya hemos dicho que el itinerario se encuentra señalizado, casi en su totalidad. La pista que conecta la Mas de la Trilla ( 705 m ) con el de la Figa ( 330 m ) carece totalmente de señalización, pero salvo el trozo que va del Mas de la trilla a la Font de la Trilla, no presenta ninguna complicación para su seguimiento. De vuelta al Mas de la Higa, para volver al coche usaremos el mismo camino que a la ida.

Dicho esto, a empezar a caminar yendo a cruzar la cadena para seguir por la pista que hace un descenso en sentido N. Cruzamos primero el río Muga y más adelante una puerta. Por el lado izquierdo de la misma superaremos este obstáculo y llegaremos a otro río, el Mayor. Cruzado éste, y después de un ligero ascenso y dejar un pista a la derecha, que será la que utilizaremos para volver, llegamos al Mas de la Figa ( 330 m ). Nos dirigimos directamente a los edificios y giramos a la izquierda y vemos un muro. Nos acercamos a él. Es una fuente. La única que encontraremos en todo el recorrido con agua potable.

A partir de la casa encontramos señales de pintura amarilla. Las debemos seguir sin perderlas para llegar a la Mas de Paradell, totalmente en ruinas y que en la actualidad se utiliza como refugio de ganado. Nos metemos en terreno muy marcado. Ahora encontramos también marcas de pintura roja. Imposible no verlas, peleadas con las señales amarillas. Siguiendo preferiblemente las amarillas llegamos al Coll de Sabassa ( 767 m ). Aquí se puede continuar en sentido SE para ir al Coll de la Ginesta ( 784 m ) y posteriormente, tras una fácil trepada, subir al castillo de Arget ( 837 m ).

Volvemos de nuevo, por el mismo camino, el Coll de Sabassa ( 767 m ) y otra vez siguiendo las señales, ahora en sentido NW, llegar al Collet de Fillola ( 799 m ) y el Mas del mismo nombre. En este punto las señales de pintura abandonan la pista y comienza una sostenida subida, por sendero, en dirección a la cresta de la serra del Bac de Grillera. Si siguiesemos por la pista también llegaríamos al mismo punto ya que más adelante se juntan los caminos. La propuesta, no obstante, es seguir el camino señalizado, ahora con señales de pintura amarilla y también, de vez en cuando, azul. Llegará un momento en que encontraremos una señal de pintura amarilla que indica dos direcciones diferentes. Hay que seguir el camino de la izquierda. Tras llegar a la cresta alcanzamos el Puig de la Gavarra ( 1.059 m ), punto más alto de la sierra y vértice geodésico.

Continuamos por la cresta y empezamos a intuir la dificultad que nos espera. Para conquistar la cima del Castell de Bac de Grillera ( 1.017 m ) debe hacerse una interesante trepada, minimizada por unas cadenas. Son de muchísima ayuda.

Una vez en la cima ( 1.017 m ) donde no parecen observarse los restos del castillo, seguimos de nuevo las señales amarillas nos dirigimos al collado del Fau ( 927 m ). Abandonando el camino señalizado llegaremos a la Virgen del Fau, actualmente en proceso de restauración ( 957 m ).

Visitado el edificio volvemos a buscar el camino adecuado, que sale de delante de la puerta de la ermita y baja por el lado de poniente del edificio colindante. Yendo siempre en sentido SE, por sendero medio perdido, acabamos enlazando con el sendero señalizado. Lo seguiremos hasta el Coll de la Pinosa ( 775 m ) y más adelante hasta el Mas de la Trilla ( 705 m ). Aquí abandonamos cualquier camino señalizado y nos dirigimos a los edificios, tomando dirección W.

Pasamos de largo la casa y encontramos una pista, que gira, en subida, hacia nuestra derecha. No seguiremos esta pista. Comienza ahora un trayecto sin un camino claro y por terreno perdedor ya que la pista que sale en el mapa de Alpina no la supimos encontrar. Pensamos que se ha perdido. Sin embargo, inisitiendo fuimos capaces de encontrar la Font de la Trilla. No manaba. Hicimos desenroscar el grifo y empezó a salir un agua negra que nos hizo desistir de beber. Después de la fuente, el camino se aclara y sin problemas nos lleva a enlazar con la pista buena que nos conducirá de nuevo al Mas de La Figa y por camino conocido, en el aparcamiento.

Accesos: Coll dels Horts ( 1h 30 min ); Pincaró ( 2h ).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak