Gora

Molló de la Creu (456 m)

remove-icon
Luis Astola Fernández
Sarrera data
2019/05/07
Aldatze data
2019/05/07
3

(Para Txomin Uriarte, coleccionista de Cervinos)

El Molló de la Creu (456 m) es la cima más elevada de la Serra Falconera, un pequeño macizo (6 km de longitud y 2,5 km de anchura) que se estira de N a S a poniente de la ciudad de Gandía, capital de la Comarca de La Safor; pertenece a los términos municipales de Benirredrá, Palma de Gandía, Real de Gandía y la propia Gandía. Su situación entre los cauces del Barranc de Beniopa y del río Vernissa, al N y S respectivamente, y entre los llanos de Gandía (al E) y de Marxuquera (al W), individualizan a la Serra Falconera respecto a los sistemas montañosos próximos, que le superan claramente en altitud: Mondúver (843 m), en la sierra homónima; Aldaia (751 m), en la de Buixcarró; o La Cuta (679 m), techo de la serra d'Ador.

La cartografía del IGN denomina a la cima principal como Falconera, nombre del vértice geodésico que la corona; por su parte, Antonio José de Cavanilles, en su "Observaciones... sobre el Reyno de Valencia" (1795), sugiere que en su época la montaña pudiera conocerse como la Creu del Mestre Pere, denominación que quizás esté, desde tan lejana fecha, en el origen del topónimo actual del Molló de la Creu: "Si desde las canteras (de la Marchuquera) se camina hácia el oriente con dirección á Beniopa, despues de una extensión inculta se entra en la arroyada que tiene al norte los montes de Valldigna, y al sur un grande monte aislado, que unos llaman Falconera, y otros la Creu del Mestre Pere".

El Molló de la Creu es una de las cumbres más populares del entorno de Gandía. Dotada de un perfil esbelto y puntiagudo, que algunos han querido comparar con el del mítico Cervino (ver el nº 208 de "Grandes Espacios", marzo de 2005; o el nº 115 de "Oxígeno", abril de 2019; sin olvidar, aunque no se mencione expresamente el Molló de la Creu, el documentado artículo sobre "Los otros Cervinos", publicado por Txomin Uriarte en Pyrenaica 237, año 2009), la montaña se convierte en objetivo predilecto de montañeros y, especialmente, de corredores de montaña de la comarca, que eligen sus sendas como pistas de entrenamiento habitual; además de la cima principal, la Falconera cuenta con otras cotas más o menos relevantes, aunque escasamente visitadas: Alt del Badall (389 m), Penya del Migdia (367 m), Tossal de les Botes (229 m).

Los adictos al magnesio cuentan también con varias paredes equipadas para la práctica de la escalada deportiva: el "Bovedón" de la Cova Oberta y Penya Roja de Marxuquera, ambos en la fachada occidental, en el entorno de la Cova Meravelles; sin olvidar la vía "Homo marxuquerensis", que asciende a la propia cima del Molló por el atrevido espolón SE. El amplio catálogo espeleológico de la Falconera incluye cavidades tan populares como Cova Negra, Xurra, Retoret, Recambra o la Cova de les Meravelles, esta última protegida con una reja por albergar pinturas rupestres de época paleolítica.

El misterioso Morabit de la Marxuquera

El ascenso al Molló de la Creu desde la vertiente occidental permite conocer el Morabit, construcción singular, enigmática y polémica en cuanto a su origen y posible utilidad, ubicada entre naranjos al pie de la Falconera. Se trata de un edificio circular coronado por una cúpula semiesférica, que recuerda a algunas construcciones islámicas o a los pozos de nieve desparramados por las montañas levantinas. Como su propio nombre indica, tradicionalmente se ha considerado que se trata de un morabito, una ermita habitada en época morisca por un ermitaño o santón musulmán, aunque los últimos estudios, que la datan en el siglo XVII, proponen que pueda ser una "nevasca", nevera de transición para el abastecimiento de hielo a la ciudad de Gandía.

Ermita islámica o almacén de nieve, el Morabit es un elemento patrimonial insólito, declarado BIC desde el año 1982, que merece la pena conocer y proteger; en la actualidad (primavera 2019), el ayuntamiento de Gandía ha vallado los accesos al monumento y proyecta rehabilitarlo para convertirlo en Centro de interpretación de la Serra Falconera, por lo que solo puede ser contemplado, con dificultad, desde el exterior.

Adjuntamos la descripción de la ficha BIC del "Inventario General del Patrimonio Cultural Valenciano" correspondiente a "El Morabito":

"Junto a la carretera de Albaida, en el tramo de Barx al puente de Marxuquera, se encuentra esta construcción.
Se trata de una edificación cilíndrica cubierta con una bóveda de mampostería de unos 7 metros de diámetro y una altura total de 6 metros, con una pequeña linterna. Presenta dos plantas abovedadas comunicadas por una escalera. En la planta superior presenta un vano en el lado este. En la parte baja se encuentra la puerta de acceso y ventanas de pequeñas dimensiones a modo de aspilleras.
Estuvo rodeado por un segundo recinto en forma de corona de paredes menos gruesas y al mitad del cuerpo central. Este espacio estaba cubierto coincidiendo con la base de la bóveda, debido a que aparecen huecos y muescas en los que debieron apoyarse las viguetas de la cubierta. El acceso a este espacio es a través de una puerta de arco carpanel rebajado.
La fábrica del Morabito es de cantos rodados gruesos, piedra troceada para la bóveda, y ladrillo en las puertas y ventanas.
A una distancia de 100 metros existió un edificio de similares características, aunque de menor tamaño, y de una sola planta. En la actualidad ha desaparecido.
Se trata de una construcción insólita, cuya datación es incierta, aunque por los materiales y el tipo de construcción, podría ser del siglo XVII.
Recuerda a los Cucos en cuento a la tipología de planta, que son viviendas rudimentarias con una utilización temporal. Este tipo de casa presenta planta circular o cuadrada, realizadas totalmente en piedra de pequeño tamaño sin labrar y dispuestas en seco. La cubierta suele ser una bóveda cónica construida por hiladas horizontales voladas.
También se ha puesto en relación con "la Hume" palomar de Gasconia (Francia), que tiene también forma circular, el mismo tipo de bóveda y un numero reducido de vanos.
El Morabito es un edificio característico por su arquitectura."

Desde Gandía (Urbanización L'Algar)

El itinerario más frecuentado en la actualidad desde Gandía es el que asciende por el Barranc de l'Escaleta, en la fachada oriental de la sierra, a partir de la urbanización L'Algar. El recorrido para llegar a la casas del Algar resulta algo engorroso.

Tomamos en Gandía la carretera hacia Barx (CV-675) hasta el Colegio "Los Naranjos", situado a la izquierda de la vía poco antes de llegar a una rotonda; hay que seguir el ramal asfaltado que pasa por la derecha del centro educativo, cruzar el túnel bajo la N-332 que se presenta 200 metros más adelante y continuar otros 370 metros hasta el carril que corre en paralelo al talud de la autopista AP-7, que seguimos a la izquierda durante 550 metros más; sin hacer caso de otros posibles desvíos, cruzamos otro túnel bajo la autopista y seguimos a la derecha, otra vez en paralelo a la vía pero en dirección contraria a la anterior, giramos al final en ángulo recto a la izquierda y cruzamos más adelante la valla abierta que da acceso a la urbanización; 300 metros más adelante, donde el carril efectúa un giro a la derecha, nace una amplia pista donde se puede aparcar sin problema (casa nº 65), que señala el inicio de nuestra ruta a pie (distancia total aproximada desde el Colegio "Los Naranjos", 2,600 km).

El camino, marcado casi de inicio con puntos azules, abandona pronto el carretil junto a unos depósitos, rebasa una barrera de grandes piedras colocadas para amortiguar los efectos de una posible crecida del barranco, normalmente seco, y asciende un tramo de piso descarnado, convertido ya en senda trillada y fácil de seguir. Por la izquierda del barranc de l'Escaleta (derecha hidrográfica), entre pinos y tupida maquia de arbustos mediterráneos (lentisco, enebro, coscoja, brezo de invierno, palmitos, árgoma, retamas, jaras, romero...), el sendero alterna cortos repechos con tramos más suaves, cruza finalmente a la margen opuesta de la vaguada, y llanea, fuera ya del pinar, por el Pla dels Bancalets (255 m), a la vista de la tiesa fachada S del Molló.

Otro tramo en ascenso, algo más tendido, nos sitúa sobre el collado de Meravelles, que da vista a los campos de naranjales de Marxuquera, entre los que se distingue la cúpula del enigmático Morabit; en el punto más bajo de esta lomilla (322 m), confluye por la izquierda la escabrosa senda que asciende desde la Marxuquera por la Cova de les Meravelles.

A partir de este punto, el camino inicia un cómodo y bien trazado zigzag por la ladera S del Molló de la Creu, que permite ganar altura y perspectiva sobre la prolongación de la Falconera a mediodía, donde destacan las cotas de Penya del Migdia (367 m) y Alt del Badall (389 m).

Sin excesivos esfuerzos, la senda desemboca directamente en la cima del Molló de la Creu (456 m), junto al vértice geodésico; las retorcidas ferrallas que asoman de un machón de hormigón (último resto de la cruz, al parecer derribada por un rayo, que pudo dar nombre a la montaña) dibujan contra el azul un enrevesado garabato. En días despejados, magnífica panorámica sobre los llanos y las playas de Gandía, con el telón de fondo, hacia el interior, de las sierras que rodean la comarca de La Safor: Mondúver, Buixcarró, Benicadell, Ador, La Safor...

Desde el Morabit (Marxuquera)

Desde Gandía, seguir la carretera CV-675 en dirección a Barx. En el km 5, tomar un cruce a la izquierda en dirección Ermita de Marxuquera, que abandonamos a los 650 metros en una bifurcación a la izquierda señalizada "Camí Carril Convent"; recorridos 300 metros, surge a la izquierda un nuevo ramal señalizado como "Camí Meravelles Cova Negra" que, en poco más de 1 km, alcanza el aparcamiento del Morabit (105 m), inicio de la ruta a pie. Unos metros más adelante, tomamos el carril particular que se dirige a la sierra entre naranjales, tras cruzar una verja normalmente abierta.

Al final del carretil comienza un sendero que asciende por la vaguada, deja a un lado la cova de las Meravelles, efectúa una trepada sencilla, aunque algo expuesta, y alcanza por terreno escabroso y algo pendiente el collado de las Meravelles (322 m), donde enlaza con la marcada senda procedente de la urbanización L'Algar. A partir de este punto, la ruta hasta la cima del Molló de la Creu coincide con la descrita más arriba.

Accesos: Gandía, urbanización L'Algar (55 min); El Morabit de Marxuquera (50 min)

Katalogoak

Irudiak

Track-ak

Iruzkinak