Gora

Millà, Puig de (1.025 m)

remove-icon
Josep Pérez Tomás
Sarrera data
2014/03/26
Aldatze data
2014/03/26
2
La Serra de Millà es un pequeño sector muy poco visitado pero no falto de un interés por parte del colectivo montañero (escaladores y excursionistas) a raíz de una nueva zona de escalada abierta allá por el 2010 por los hermanos Ullastre, en los acantilados, casi encima del embalse de Canelles, en la cara SW del Puig de Millá, nombrado les Conclues de Millà. También el Centre Excursionista de Lleida, realizó el desbroze y señalización (marcas verdes de pintura) de la senda que asciende desde Millà al Puig de Millá. Si, además, disponemos de un frontal, podremos visitar una cueva que encontraremos junto a la misma senda, la Cova del Biot, aunque bastante “espoliada” por gentes sin mucha cultura o más bien, poco sabedoras del daño irreparable que causan a la madre naturaleza.

Desde Els Masos de Millà

En la ermita de Sant Romà ( 800 m ) estacionamos el vehículo, descendemos hacia la calle única de este pequeño caserío, donde aún quedan dos casas abiertas. Se trata de seguir una senda que por la vera de unos campos se dirige (N) hacia un visible barranco (Lo Solá). La senda es muy pedregosa, los hitos nos ayudaran a seguirla, si las ovejas no los hacen caer. Si no, es evidente, pasado el corral de las ovejas, zigzaguea la pedregosa traza entre arbustos y roquedo, así le ganamos el desnivel un poco ingrato y topamos con un corral de piedra algo derruido, el cual dispone de un bebedero para las ovejas, el Corral de l' Andal (970 m )(0,35). Atrás queda, quizá el tramo más desagradable de este itinerario circula, cruzando el amplio Pla de les Bruixes, parecido a una estepa siberiana, que castiga de verdad la carne desnuda, por lo que hay que cubrirse la cabeza y la cara.

Proseguimos, ahora por una larga pista en buenas condiciones, de una tierra rojiza y excelentes vistas de los dos Montsecs; L' Estall y Ares, también podemos ya divisar la silueta alargada del objetivo. Se trata de seguir esta pista hasta su final, la cual se va desmejorando bastante un km. antes de terminar, donde los vehículos normales seguro que tendrán serios problemas al circular por ella, Los Corrals (950 m )(1,00).

La amplia cota la tenemos a vista, pero sólo a vista, ya que el arbolado impide verla en su totalidad, ahora, fuera de traza tendremos que modelarnos un poco el itinerario, pero sin complicaciones serias. Descendemos un poco hacia el barranco que precede al corral derruido en el cual terminó la pista (algo de traza), así al poco damos con un pequeño barranco a la derecha (N). Nos internamos por el roquedo buscando el mejor paso entre las sabinas, bojes, carrascas y romeros, hacia un claro más evidente que visualizamos desde el corral citado anteriormente. Así al poco toparemos con el lomo de esta sierra y senda (marcas verdes de pintura e hitos) que es la que viene de Millà y luego desharemos también. Ahora estamos sobre lo que parece la cumbre, (1.022 m) pero no. Continuamos (W) por la marcada senda que nos transportara a la cumbre y vértice geodésico de Puig de Millà, (1.025 m)(1,30).

Las altas carrascas le han quitado personalidad y toda visibilidad a este vértice y cima. Si pretendemos (vale la pena) tener unas perspectivas de vértigo con espectaculares acantilados sobre el embalse de Canelles (congost de Fet) tendremos que descender un poco hacia los cortados, sobre les Conclues de Millá, donde se encuentran las vías de escalada antes citadas y, unas vertiginosas vistas del Congost de Fet en el pantá de Canelles. Todo esto entre la Serra de Millà, Serra de Blancafort y Serra de Savinós en el otro lado del embalse, simplemente espectacular.

Retrocedemos nuevamente hacia la cumbre Puig de Millà, ahora o deshacemos lo conocido o tenemos la bonita posibilidad de regresar en circular. También es más largo pero seguro que no nos defraudara. Proseguimos pues por la marcada senda, la cual es bien hitada y marcada con pintura de color verde. Si no fuese así nos tendríamos que pelear con las carrascas, sabinas, etc. y seguro que saldríamos perdiendo. La senda tras dejar atrás un tramo rocoso un tanto “lapiaz” nos acerca a las ruinas de un corral, corral del Peraire (966m). Cercana tenemos la cueva del Biot.

Toparemos luego con una grandísima sabina, según bajamos a la derecha, pero la pobre paso a mejor vida, con todo, se ve que fue un gran ejemplar. Después de dejar atrás un pequeño y llano campo comido por las malas hierbas, alcanzamos el barranco principal, el de l’Horta (940m) de esta parte de la Sierra de Millà, denominada La Mata. La senda lo cruza y desciende paralela a la derecha del barranco de l’Horta, con vistas del Congost de Mont-rebei y Montsec d’ Ares. Poco a poco la senda gira al E. y salimos de la parte más humbría, esto también hace que tengamos una vista esplendida de la Vall d’Àger y, la parte más oriental del Montsec, el Montsec de Rúbies.

Otro pequeño barranco nos precede antes de que la pedregosa senda descienda en lazadas, donde divisamos allá abajo la pequeña población de Millà. Alcanzamos la parte más profunda de esta circular, barranco de les Arnes y la Font de Millá o del Cinto, la cual aparte de fuente también fue lavadero público (717m)(2,35) hoy comido por las zarzas. Remontamos la senda la cual nos adentra entre derruidas paredes y abandonados huertos hacia la plaza del pueblo donde aún seguirán abiertas unas tres o cuatro casas. Estamos en Millà (742m). Al lado de la iglesia de Sant Pere de Millà, existe una fuente.

Seguimos un centenar de metros por la pista asfaltada que se dirige a la población d’Agulló, donde a la derecha un poste indicador nos invita a dejar el asfalto por la tierra. Esta nueva pista nos eleva suavemente por la Clotada de Millà, a la izquieda tenemos la elevación del Serrat de les Forques, pero la pista la soslaya. Bien indicada y tras dejar atrás un par o tres de revueltas alcanzamos la ermita de Sant Llobí, cota (850m. 2,50 h.). Proseguimos con la pista, a los 5 minutos pasamos delante de una pequeña balsa de agua, Font de Canals (890m) más seguimos remontando la pista.

Al poco un nuevo poste nos indica “Pla de les Bruixes”, dejamos la pista principal y remontamos un duro tramo de esta nueva pista, un tanto peor que la que llevábamos. Al poco topamos con otra intersección de pistas y poste informativo, el cual nos indica, a la izquierda “Port d’Áger” y a la derecha nuestro itinerario “Pla de les Bruixes” (916m)(3,15). Ahora no es otra que proseguir por este otro largo tramo de pista, en cortos sube baja, la cual nos acercara a un “collado”, Coll de Morell (986m) y así alcanzamos nuevamente el Pla de les Bruixes y corral de l’Andal ya conocido (3,45). Las ovejas y su pastor en este momento llegan también a este corral, únicos seres “civilizados” que encuentramos hoy por estos solitarios parajes. Delante, a vista tenemos la serra de Montdeví y su cota de Punta d’Óssos y, más allá (S) otra cota denominada “Els Picons d’Os” en la serra de Montessor, abajo, divisamos ya el punto donde iniciáramos esta actividad, la pequeña aldea Els Masos de Millà con su ermita de Sant Romà.

Dos opciones tenemos, descender nuevamente el barranco conocido, o más al E. existe la pista que también nos descendería hacia Els Masos de Millá, dando un poco más de vuelta (esto también nos sirve para iniciar la actividad), al gusto. Optamos, en esta ocasión, por deshacer nuevamente el conocido y pedregoso barranco, que a la postre es más interesante que las pistas ( 800 m )(4,15).

Accesos: Els Masos de Millà ( 1h 30 min ).

Katalogoak

Irudiak

Track-ak

Desde Millà calendar-icon2014/12/02
distance-icon7,922 Km duration-icon03:49 elevation-gain-icon504 m elevation-loss-icon529 m calendar-icon2010/11/07
user-imageHector Ugalde Rojo 957,21 Kb.

Iruzkinak