Gora

Puig de S´ Alcadena (815 m)

remove-icon
Txomin Uriarte
Sarrera data
2014/01/10
Aldatze data
2014/01/10
1
Desde la autopista que va de Palma a Inca, vamos dejando a nuestra izda todo el perfil de la sierra de la Tramuntana y delante de ella, al N. del pueblo de Alaró, llaman la atención dos grandes montañas rocosas, que recuerdan a los tepuys venezolanos. La de la izda es el Puig d´Alaró, muy bonito y de subida turística por una ancha pista desde el mismo pueblo que nos lleva hasta la cima, absolutamente humanizada: castillo, ermita, escuela de escalada y restaurante. En cambio, a la izda, y un poco más al N hay otra cumbre que, en principio no parece tener ninguna vía de acceso fácil. Una montaña salvaje con unos paredones de hasta 400 metros, rodeados de bosque.

Desde el pueblo de Alaró se ve enfrente la cara S de Alcadena, y por allí está la subida. Nos dirigimos por la pequeña carretera local Ma-2110 que lleva a Lloseta. Después de 5 km hay una desviación a la izda con un cartel que señala “Tossals Verts”. Al cabo de 1,5 Km. se deja a la izda la planta eléctrica de Emaya y poco después la casa Es Filiconis. Unos 200 m más adelante hay también a la izda una barrera metálica y un cartel de “Coto de caza”. Aparcamos el coche un poco más adelante a la dcha de la carretera.

Desde la carretera a Tossal Verts

Al comienzo hay que vencer unas pequeñas resistencias sobre la marcha. Se empieza saltando la barrera metálica del coto de caza (180 m) y se va por una pista entre almendros, que lleva a otra barrera en un muro de piedras, pero que tiene un “botador”, una pequeña escalera de madera. Un claro sendero a la izda nos lleva a la tercera barrera que se abre con un pestillo a pesar del cartel de “Prohibido el paso”.

El sendero, señalado con flechas rojas, va subiendo, metido en un bosque de encinas, atravesando “marges” (pequeños muros de piedra) y alguna “sitja” (carbonera), hasta que llegamos a un camino ancho que viene por nuestra izda, que se convierte luego en un camino empedrado. Lo seguimos un rato hasta que llegamos a un collado, con un puesto de caza señalado con el nº 13. Allí abandonamos el camino y subimos en fuerte pendiente, sobrepasando varios puestos de caza, hasta llegar a otro camino ancho que también viene por la izda y que seguimos hacia arriba, acercándonos a la muralla de roca.

Al cabo de 40 minutos llegamos a un punto característico: una vieja cancela metálica, protegida por un tejado, que impide el paso del ganado (490 m). La atravesamos trepando por la izda de la verja y entramos en una amplia vaguada, en la que incluso descendemos un poco, para pasar a la izda del circo. El camino, fruto de una fina labor de ingeniería, trepa en unos cuantos zigzags por la pendiente rocosa. Hay un paso en el que ha habido desprendimientos, que se han solucionado con la colocación de una pequeña cuerda fija. Con ello llegamos al bosque bajo que hay al pie de la cumbre.

El sendero, señalado con algunos cairns, trepa dentro de una abundante vegetación de arbustos y matojos. A veces se pierden las señales y hay que ir resolviéndolo al mejor criterio, sobre la marcha. Es cuestión de subir, tirando primero hacia la izda y luego buscando el punto más alto, identificado con un vértice geodésico. Es la cumbre del Puig d´Alcadena (815 m) (1,30 min), llamado también Aucadena y Son Cadena.

El bosque le dificulta las vistas, pero la cumbre es muy interesante. Siguiendo por la cresta, en la misma dirección que traemos, se llega primero a los restos de un corral, y un poco más adelante, a la altura de un tronco de pino caído hay una cueva en el suelo, a la que se puede entrar y en cuyo fondo hay una pequeña tinaja que recoge las goteras del techo. Siguiendo por el bosque un poco más adelante, llegaremos hasta el borde N., desde donde tenemos buenas vistas sobre el Puig d´Alaró y la parte central de la Tramuntana: Tossals Verts, sierra d´Alfabia, Puig Major, etc.

La vuelta es por el mismo itinerario, pero hay que tener mucho cuidado en la primera parte, porque es muy fácil perder las señales de los hitos de piedras, despistarse, y emplear mucho tiempo tratando de buscar el sendero para llegar al collado en el que encontraremos el punto de entrada al circo donde está el paso de la cuerda fija. Calcular que nos llevará por lo menos el mismo tiempo que a la subida.

Accesos: Carretera de Alaró a Tossals Verts (1h 30 min).

Katalogoak

Irudiak

Track-ak

Iruzkinak