Gora

Track section

Cerro de San Ginés desde Ródenas, pasando por los castillos de Ródenas y Peracense
Luis Hernández Taranilla
Idazte data
2019.eko uztailak 13a
Kargatze data
2019.eko uztailak 15a
Iraupena
05:06
Etendako Denbora
Ez dago definituta
Visto
11186 aldiz
Zarata Maila

Irudiak

Cerro de San Ginés desde Ródenas, pasando por los castillos de Ródenas y Peracense
  • Acceso: Ródenas está 55 km al NO de Teruel, por Villarquemado y Pozondón. Entrando en el pueblo, se ve la torre de la iglesia; dirigirse a ella para aparcar, pues es un buen sitio para iniciar la excursión. Puedes calcular un itinerario desde tu lugar de partida al punto de inicio de la excursión en el siguiente link a GoogleMaps.
  • Tiempo en movimiento: 4h02

  • Dificultad: Ninguna. Itinerario por caminos o terreno cómodo.

  • Descripción: Salir de Ródenas en dirección NE y remontar la ladera, por donde mejor parezca, hasta las peñas del castillo (1.534). Descender al SE, hasta el collado entre las mismas y el Morrón Blanco y tomar a la izquierda (NE) la senda que lo atraviesa, prolongada luego por una pista, para ir rodeando dicho risco por el norte. Ya en el flanco E, dejar por la izquierda (NE) este camino por otro que sube al Collado del Morrón Blanco y lo atraviesa, bajando por su lomo norte. Al desembocar en otro carril, tomarlo a la derecha (SE) para remontar una vaguada y entrar en el gran rellano de La Nava. Atravesándolo, desviarse a la izquierda (E), atravesando un campo, para tomar un carril que se dibuja en el matorral de una loma cercana, con el fin de acortar el posterior tramo por asfalto. Efectivamente, dicho camino desemboca en la carretera de acceso al Castillo de Peracense, que hay que tomar a la izquierda (E). Una vez ante fortaleza, coger el camino de entrada al recinto pero, antes de la puerta, desviarse por una senda señalizada a la izquierda (NE), la cual va por el pie de las murallas hasta un camino (GR-24) que, tomado a la izquierda (E), baja a Peracense. Sin entrar en el pueblo, dejar el GR por la derecha (SE), por el antiguo trazado del ferrocarril. Cuando nos volvemos a encontrar con las señales poco más adelante en una pista que se cruza, retomarlas a la derecha (S) y seguirlas hasta la collada de El Mirador. Dejar el carril por la senda que, a la izquierda (SO), sube al Cerro de San Ginés.
    Dejarse caer al ONO por lo que parece un antigua cortafuegos medio comido por la vegetación, el cual desemboca al pie del monte en un cruce de caminos. Seguir por la derecha (N), pasando junto a la Peña Grande, donde aparecen de nuevo las marcas del GR-24. Siguiéndolas, se llega a Ródenas sin más cuidado que girar a la izquierda (SO) cuando el carril se bifurca y enseguida a la derecha (NO) en el Camino de Ródenas.
  • Comentario: Planeé esta caminata con el propósito de subir al San Ginés pero alargando la excursión para emplear, al menos, media jornada pues, al estar rodeado de infraestructuras y campos de cultivo, la ascensión quedaría siempre demasiado corta (no digo ya si se usa la pista) para una cumbre de esta categoría. La forma de hacerlo fue la lógica: escoger por los alrededores un par de sitios de interés y pasar por ellos. Primero, el Castillo de Ródenas o, mejor dicho, la amena geología de la peña en que se asentó y sus alrededores. Y luego el de Peracense, más espectacular y mejor conservado, pero cuyo principal atractivo, para mí es también la geología del entorno. La excursión queda bastante variada, con poca exigencia y nula dificultad, aparte de ir un poco atento en los cruces y cambios de camino. Una actividad, en suma, de senderismo por terreno cómodo, aunque en parte sin señalizar.

Iruzkinak