Ir arriba

Track section

Vía normal del Yelmo desde el Cancho del Berrueco
Luis Hernández Taranilla
Fecha de realización
13 de octubre de 2019
Fecha de subida
19 de octubre de 2019
Duración
06:23
Tiempo Detenido
No definido
Visto
6943 veces
Nivel de Ruido

Imágenes

Vía normal del Yelmo desde el Cancho del Berrueco
  • Acceso: El Cancho del Berrueco es una aguja aislada que se alza en el término municipal de Manzanares el Real, junto a una pista llamada Avenida de Peña Real. Está situado 35 km al norte de Madrid, yendo por Colmenar Viejo y las carreteras M-862 y M-608. En las proximidades, hay junto al carril varias explanadas donde aparcar. Puedes calcular un itinerario desde tu lugar de partida al punto de inicio de la excursión en el siguiente link a GoogleMaps.
  • Tiempo en movimiento: 4h36

  • Dificultad: PD-. Trepada de 50 m, de escasa dificultad (II-) y poca exposición en el Yelmo.

  • Descripción: Desde El Berrueco, continuar, ya a pie, por la pista que remonta el Arroyo del Mediano. Al pasar la loma del Jaralón, continuar por el ramal que se encarama a la misma y recorrerla hasta topar, al pie de su culminación el Risco de los Fantasmas, con la Senda Maeso. Tomarla a la izquierda (SO) y seguirla hasta que se abre a la derecha (O) una gran vaguada verde entre canchos. Dejarla entonces por cualquiera de los trazos que remontan el tubo hasta estar frente a la cara norte del Yelmo. Volverse a la izquierda (S) para superarla, primero por una repisa diagonal izquierda (II-) y, luego, por una angosta chimenea (I), que sale a la cresta del risco un poco al este del vértice de El Yelmo (PD-).
    Destrepar la chimenea y girar a la derecha (E) para descender por placas de suave pendiente (I). Al llegar al matorral, tomar un trazo que lo atraviesa, rodeando la base del risco, y va a salir a la Pradera del Yelmo (F) frente al roquedo donde están las cuevas-vivac que suelen usar los escaladores. Seguir por una senda que, a la izquierda del mismo,  se dirige al este y desemboca al poco en la Senda Maeso. Tomándola a la derecha (S), se desciende por la vertiente meridional hasta la Gran Cañada, donde se cruza con el Cordel de La Pedriza (GR). Tomándolo a la izquierda (E) y siguiendo las marcas amarillas, se regresa a El Berrueco.

  • Comentario: Hermosa excursión por la Pedriza, con ascensión a su risco más famoso. Además, asciende por una ruta de aproximación poco usada pero que, a mí, me parece muy bonita y una de las pocas sendas panorámicas que hay en La Pedriza. Luego, la bajada por la Senda Maeso ya nos aportará el típico ambiente pedricero de roca y vegetación, un poco claustrofóbico a veces, pero fascinante. La vía, además de escasa dificultad, tiene tan poca exposición que puede ser acometida por cualquier senderista con cierta seguridad y sin fobias, sin necesidad de seguro. En la chimenea, el problema no es caerse: es pasar por un sitio tan estrecho. Respecto a las sendas, en la Pedriza nunca son todo lo cómodas que se podría esperar; son habituales lo tramos muy empinados y sueltos o lo afloramientos rocosos que obligan no sólo a levantar pierna, sino incluso a ayudarse de las manos. Por eso, la bajada a la Gran Cañada puede resultar tan selectiva como la trepada al Yelmo.

Comentarios