Anterior Siguiente
Remontando hacia la Tuca de la Estibeta Lliterola, se observa la horcadita por la que hay que pasar.