Gora

Quayrat (3.060 m)

remove-icon
Luis Alejos Escarpe
Sarrera data
2006/09/10
Aldatze data
2018/05/01
20

Su denominación evoca la regular geometría de sus cuadradas ( Quairat ) formas. Primera ascensión en 1879 por H. Reboul y otros.

Toponimia

En occitano significa cuadrado. La ortografía que se le atribuye habitualmente es algo pintoresca "Quayrat", para la voz normalizada Cairat. El mapa de Cassini muestra Quairot. La grafía actual sería Eth Quairat, sin olvidar el determinante.

Desde el Refugio de Espingo

Partimos del refugio (1.967 m) ( 2,15 de las Granjas d'Astau) hacia el este, dirigiéndonos a la ladera oriental del valle para recorrerla (S.SE) por pendientes praderas hasta alcanzar la pedriza situada en la perpendicular del Col de Quayrat. La bordeamos, subiendo a un corredor situado bajo la brecha.

Al progresar sorteamos por la derecha un espolón y superando un resalte giramos al norte para remontar una chimenea herbosa. Prosiguiendo por terrazas damos con un gran corredor que desemboca en la horcada (2.800 m) (F) (2,30) donde arranca la ruta normal, la cresta norte del Quayrat.

El itinerario de ascenso prosigue por la arista, carente de complicaciones. En la cima septentrional se estrecha (II), pudiendo ser evitada por el flanco occidental, llegando directamente a la cumbre sur del Pico Quayrat (3.060 m) (F) (3,30). Realmente el punto culminante es un pequeño monolito (III) del cual prescinden la mayoría de los ascensionistas.

Por el Valle de Lys

En las proximidades del final de la carretera del Valle de Lys (1.150 m) cruzamos un puente penetrando en el bosque para dirigirnos a la espectacular Garganta de Enfer. Luego dejamos el torrente elevándonos en zigzag (W) al ruinoso refugio de las Minas de Crabioules (1.975 m) (2,00).

En adelante iremos en dirección SW, remontando las praderas del vallecillo de Montarrouye y trasponiendo después una sucesión de resaltes hasta dar con el curso de agua que nos conducirá a los diminutos Lagos de Quayrat (2.590 m) (3,30). Ahora se trata de superar por pedreras o neveros la ladera (W) del Col de Quayrat (2.749 m) (4,00).

Este paso que posibilita combinar la travesía entre los valles de Espingo y Lys con la ascensión al Pico Quayrat, carece de acceso directo a la cresta septentrional, siendo preciso descender un poco por la vertiente oeste y tomar a la izquierda (S) un espolón que conduce al corredor citado en el itinerario precedente. Por él nos elevamos a la horcada para seguir la arista norte hasta el Pico Quayrat (3.060 m) (F) (5,00).

También es factible partir del Refugio de Maupas, perdiendo 200 m de desnivel para retroceder a la estación de bombeo. Aquí se toma un sendero que va hacia el oeste, cruza un par de espolones y atraviesa la cuenca del Torrente de Enfer para circundar horizontalmente el Circo de Crabioules hasta la base de la cresta NE del Quayrat. Superado dicho espolón se asciende (W) por pedreras y rocas a los Lagos de Quayrat (2.590 m) (2,00) donde se enlaza con el itinerario anterior para dirigirse al Col de Quayrat (2.749 m) (2,30) y Pico Quayrat (3.060 m) (F) (3,30). La fórmula más indicada es hacer noche en el Refugio de Maupas y una vez efectuada la ascensión regresar por las Minas de Crabioules al Valle de Lys (1.150 m) (7,00 del refugio y 10,45 recorrido total).

Cresterío Lézat-Quayrat

La travesía comienza en la cima del Lézat (3.107 m) (F) (2,00 del Refugio del Portillón y 3,30 del de Maupas), descendiendo una pedregosa loma (N) al borde de los abismos de la cara oeste. Daremos con una brecha situada sobre un resalte dificil de destrepar, por lo que sistemáticamente se recurre a montar un rápel (15 m.).

Una vez abajo se prosigue por la cresta, casi horizontal y de roca poco firme. Al rato aparecen varias torres: la primera se supera con facilidad, la siguiente es preferible evitarla por el oeste; la tercera, que es bastante empinada, presenta la alternativa del flanqueo por el oeste o remontarla (II) descendiendo en rápel por el lado opuesto. La última se supera sin complicaciones, apareciendo la Brecha Lézat-Quayrat (2.905 m).

Ahora se baja un poco por la vertiente de Lys para emprender la escalada del empinado resalte que domina la brecha (III-), volviendo arriba a la cresta. Las complicaciones han concluido, pudiendo eludir los bloques restantes avanzando por la ladera de Lys hasta alcanzar el característico monolito (III) que constituye el punto culminante del Pico Quayrat (3.060 m) (PD+) (2,30).

En sentido inverso se desciende en rápel a la Brecha Quayrat-Lézat y el resalte final (III-) se puede soslayar trepando por las viras de la vertiente oriental. En este caso la marcha es más lenta (3,00) y penosa (AD-). Ya en la cumbre del Quayrat, lo idóneo es prolongar el recorrido del cresterío descendiendo por la arista norte al Col de Quayrat (2.749 m) (F) (3,15). Bajando por la ladera occidental lo más propio es dirigirse al Refugio de Espingo (1.967 m) (4,45). Descendiendo por la ladera oriental podemos optar entre bajar directamente al Valle de Lys (1.150 m) (9,30 del Refugio de Maupas) o retornar al Refugio de Maupas (2.450 m) (9,00 del propio refugio).

Para regresar al Refugio del Portillón se desciende por la ladera oeste, yendo al encuentro (SW) del contrafuerte NW del Quayrat (arista Rachou). Después de bordear la base se recorre en horizontal (S) ese formidable teatro de la escalada que es la cara oeste del Quayrat y al aproximarnos al Torrente del Portillón recuperamos altura mientras recorremos su margen derecha.
Cuando se comienza a ver el muro de contención del lago cruzamos el torrente, superando un escarpe para alcanzar el camino de Espingo en las inmediciones del Refugio del Portillón (2.570 m) (F) (6,45 del propio refugio).

Para efectuar las dos ascensiones en la misma jornada sin afrontar el cresterío se desciende del Lézat por la cresta NE, alcanzando el barranco situado entre ambas cumbres. Ahora hay que dirigirse (N) por neveros y pedrizas al paso situado al pie de la cresta NE del Quayrat, junto a la Tusse (2.708 m) (1,30). Por él se cruza a la ladera NE, flanqueándola sobre los lagos en dirección NW al Col de Quayrat (2.749 m) (2,30), para abordar la cresta de acceso habitual al Pico Quayrat (3.060 m) (F) (3,30 del Lézat).

El Pico Quayrat cuenta con una vía directísima de escasa dificultad (PD) que atraviesa íntegramente la más prestigiosa de sus murallas. Se trata del Gran Corredor Oeste o Corredor de las Avalanchas, apto fundamentalmente para descender. El punto de partida se encuentra entre las dos cimas, consiste en destrepar por el fondo del corredor, que prácticamente carece de obstáculos y está flanqueado por la Arista Rachou (NW) y la cresta central de la cara oeste. Al salir hay que bajar una barrera rocosa por una chimenea oblicua.

Notas Históricas

1879 Primera Ascensión: Henry Reboul y otros.

1884 Cresterío Lézat-Quayrat: H. Brulle y C. Passet.

1923 Cara NW.: P.W. Abadie.

1928 Cara SE: J. Arlaud y otros.

Cotas Restantes

 Antecima N del Quayrat ( 3.046 m )(WGS84 31T 296560 4732039 ).

 Antecima S del Quayrat ( 3.005 m )(WGS84 31T 296521 4731905).


Accesos: Refugio de Espingo ( 3h 30 ); Valle de Lys ( 5h ).

Katalogoak

Irudiak

Iruzkinak